Temas

Mariano Rajoy

Licenciado en Derecho, fue con 24 años el registrador de la propiedad más joven de España. Fue elegido diputado en las primeras elecciones autonómicas gallegas, en 1981. Fue presidente de la Diputación Provincial de Pontevedra, ministro en diversas carteras y vicepresidente del Gobierno. Actualmente es el presidente del Partido Popular y presidente de Gobierno desde 2012.

Mariano Rajoy imágenes y vídeos

Gasolina para el PP

Los dirigentes populares saben de sobra, sin necesidad de encargar ninguna encuesta, que la dura actitud de Rajoy frente al desafío independentista les beneficia en las urnas

Ya os vale

«Los políticos constitucionalistas hacen malabarismos con la unidad frente a un golpismo que ellos, precisamente, han fortalecido hasta la impunidad»

Así se ve en La Moncloa

Así se ve en La Moncloa

Hay mucha preocupación en La Moncloa ante la posibilidad de que la deriva radical emprendida por los nacionalistas desemboque en violencia; y un escudo: la unanimidad de todos los demócratas

El lío y la pachorra

No entiendo la tesis de que el «prusés» ha quedado desacreditado ante el mundo por la chabacanería de su comportamiento formal. Yo creía que lo que de verdad le desacreditaba era su propósito de actuar al margen de la ley

Solo ante el peligro

Solo ante el peligro

Rajoy tiene que contar con que nadie vendrá en su ayuda, pues todos quieren echarle

José María Carrascal Comentar
Madrid

Madrid

«Supongo que no aceptar una invitación como la de Rajoy es un desplante institucional que Puig no quiere de ninguna forma asumir»

Los mensajes equivocados de los españolistas

Preguntado por cuántas naciones tiene España, Pedro Sánchez dijo que «España es una nación de al menos cuatro naciones». O sea, que gallegos, vascos y catalanes no son españoles y viceversa.

Iniciando curso

Iniciando curso

«Esperemos que la puesta en escena de Rajoy en Valencia sea a partir de ahora la constante a seguir»

Y sin Estado no hay seguridad

Y sin Estado no hay seguridad

«La última responsabilidad sobre la seguridad de los ciudadanos en España, y en particular en la lucha contra el terrorismo, corresponde a las autoridades nacionales. Tanto más cuanto que las 'policías integrales' y en particular la catalana, han dejado de ser instrumentos al servicio del ciudadano para situarse en la órbita de propósitos partidistas de carácter delictivo alentados y mantenidos por sus dirigentes»