Es Noticia

TV3 anuncia que no retransmitirá la final de la Copa del Rey

La cadena pública no emitirá, por primera vez en muchos años, la última ronda de la Copa de España y que disputará el FC Barcelona

Leo Messi, en el partido que enfrentó a Sevilla y Barcelona hace solo unos día en Liga
Leo Messi, en el partido que enfrentó a Sevilla y Barcelona hace solo unos día en Liga - EFE
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

En plena crisis secesionista en Cataluña, TV3 vuelve a verse envuelta en una polémica. La televisión pública de la región ha anunciado que no retransmitirá la final de la Copa del Rey española, que enfrentará al Fútbol Club Barcelona con el Sevilla FC, tal y como ha asegurado el director de la cadena, Vincent Sanchís, en una entrevista con Catalunya Radio.

En la citada emisora, Sanchís ha señalado que el canal público catalán no puede «comprar los derechos» de la final de Copa española ya que, de acuerdo con sus palabras, «no hay dinero para comprarlos». Se trata de la primera vez en muchos años que la cadena no retransmita el encuentro, a pesar de que en él participa el Barcelona y de los buenos registros de audiencia que ha atesorado en años anteriores.

El partido se celebrará el próximo 21 de abril a las 21.30 en el Estadio Metropolitano de Madrid, donde disputa sus encuentros como local el Atlético de Madrid. A nivel nacional, continúa la incertidumbre sobre la cadena que emitirá el encuentro, con Telecinco y TVE como los principales candidatos a hacerlo. El canal principal de Mediaset ha emitido varios partidos de rondas anteriores del torneo, algo que también han hecho Gol TV y la cadena de pago Bein Sports.

Buenos registros de audiencia

El pasado año, 5.523.000 millones de espectadores, un 36,2% de cuota de pantalla, siguieron la final de la Copa del Rey en Telecinco, que el Barcelona le ganó al Alavés en el Vicente Calderón. Un buen dato de audiencia, aunque fue el peor registro de esta última ronda de la competición desde 2007 y también el que tuvo un 'share' más bajo.

Así las cosas, la controversia vuelve a afectar en TV3 a una de las citas futbolísticas más polémicas del año. Pese a que fútbol y política son dos espacios diametralmente opuestos, muchos se empeñan en unirlos y en los últimos años, esta tónica se ha convertido en algo común. Con el Barcelona asentado en la última ronda de la competición desde hace años, no es extraño que, en el momento en que suena el himno de España en el estadio, antes de su inicio, se escuchen en pitos y abucheos por parte de radicales de los grupos separatistas.