OT: El Reencuentro Juan Camus acusa de falta de humildad a uno de sus compañeros, pero no da nombres

El documental de anoche terminó con los quince cantantes entontando «Mi música es tu voz», un «momentazo» que la audiencia aplaudió en las redes sociales

Juan Camus, durante la emisión del segundo capítulo
Juan Camus, durante la emisión del segundo capítulo

La tercera entrega de «OT: El Reencuentro» que anoche emitió Televisión Española no dejó tantos momentos como las dos anteriores —yo en chándal no salgo más— pero sí nos regaló alguna que otra «perla» para el recuerdo. Durante los 110 minutos de emisión pudimos, entre otras cosas, ver a un David Bisbal más contenido incluso que en los programas anteriores y saber qué ha sido de la vida de Juan Camús desde que abandonara la academia.

[Sigue aquí en directo]

El documental de Televisión Española emitió uno de los mejores momentos durante los primeros minutos, cuando Bisbal recordó su paso por la academia y, de paso, la famosa interpretación de «Escondidos» junto a su expareja Chenoa. «Tuvimos mucha suerte porque era una canción muy agradable de cantar. La conexión que tenía con Laura era muy buena, es lo que sentía al cantar con ella. Era un privilegio cantar con una artista top del programa». Por lo demás, el de Almería fue más bien parco en palabras durante la visita de Nina, quien fuera directora de la academia quince años atrás.

El que sí dio grandes declaraciones fue Juan Camus quien, para deleite de los tuiteros más ávidos, relató qué había sido de su vida tras su paso por el programa. Dar comienzo a su intervención con frases como «tenía la autoestima on the floor» ya auguraba que la entrevista de Camus sería la más comentada en Twitter.

Camus, que ahora reside en Londres y se ha convertido en un polifacético empresario, no dudó en hablar de humildad durante su entrevista para el documental. Sin atreverse a dar nombres, el concursante aseguró que alguno de su compañeros «se beneficiaría de ser más humilde». Camus, que asegura haber encontrado el éxito a su manera, se mostró feliz y satisfecho tras su paso por el concurso. «Estoy feliz haciendo mi vida en Londres sin que me reconozcan», sentenció.

El gran momento

Pero hasta el final del programa no llegó el momento más esperado por la audiencia. Muchos, de hecho, ya pensaban que no ocurriría y que habría que esperar hasta el concierto de esta noche para vivirlo. Pero el «momentazo» llegó a petición de Nina. Los quince concursantes de «Operación Triunfo» se pusieron en pie para entonar el que, sin duda, ha sido el himno de esa histórica primera edición: «Mi música es tu voz». Y Twitter se vino abajo.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios