First Dates

Ocho apellidos vascos en First Dates: un independentista y una andaluza

Eneko y Dolores protagonizaron una de las citas más simpáticas de la noche que recordó en algunos momentos a la exitosa película

Eneko era un
Eneko era un - CUATRO
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Eneko, nacido catalán pero viviendo «en Euskadi» desde hace diez años llegó al programa presentándose como alguien «buscando el amor, inquieto». Le gustan las «mujeres auténticos, que son como ellas son».

Su pareja, Dolores, es una cordobesa que vive en Madrid en busca de trabajo. Al igual que Eneko, su acento delataba su procedencia. siendo la conversación entre ambos un simpático espectáculo.

Pronto, Eneko quiso sacar a relucir su condición de independentista. Al poco de empezar a cenar, cuando hablaban de sus respectivos lugares de origen, el vasco-catalán preguntó que pensaba Dolores «sobre lo de la independencia». Otra vez, la política sale a relucir en First Dates.

«Ah no, yo no», se sorprendió Dolroes, «no me parece bien». Eneko volvió a la carga: «¿Y tampoco estás de acuerdo con que puedan votarlo?».

Otra negativa por respuesta, pero contestando como superada por la situación. No pareció gustarle su posición a Eneko, aunque, a diferencia de en otros casos, no fue problema para que la cita continuase cordialmente.

Pronto el ambiente se relajó, y pasaron a hablar de su gusto común por los tatuajes y sus respectivas vidas, trabajos y desventuras.

A pesar de ello, el final de la cita no es como el de Ocho apellidos vascos. Esta vez con los papeles cambiados (hombre vasco, mujer andaluza) decidieron que, pese a la buena sintonía «como amigos», no tendrían una segunda cita.

comentarios