«MINDHUNTER»

Anna Torv: «Los asesinos en serie son reales, no monstruos que viven debajo de la cama»

La actriz protagoniza «Mindhunter», una serie que explora los orígenes de la psicología aplicada a la investigación criminal

Anna Torv
Anna Torv - NETFLIX
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

La televisión y el cine han dado cobijo a algunas de las mentes más perversas de la humanidad. Las historias sobre asesinos en serie, mafiosos o criminales de cualquier tipo han fascinado a los espectadores actuales como ya lo hicieran las novelas policíacas y el noir a finales del siglo XIX. Con la diferencia de que los seguidores de series como «C.S.I», «Mentes criminales», «Caso abierto» o «Ley y orden» conocen con la seguridad de un profesional términos como «escena del crimen» o «perfiles del sospechoso».

Pero todo tiene un origen. «Mindhunter», el último fenómeno de Netflix, viaja a finales de los años setenta para descubrir cómo comenzó a aplicarse la psicología a la investigación criminal. En una época en la que todo estaba por descubrir (el término tan común hoy de «asesino en serie» no existía y los investigadores inventaron «asesinos secuenciales»), dos agentes del FBI decidieron pensar «fuera de la caja» y buscar nuevos métodos policiales. Estuvieron asesorados por la investigadora Ann Wolbert Burgess, a la que da vida la actriz Anna Torv. La intérprete, que en esta producción se pone a las órdenes de David Fincher, habla con ABC sobre la serie y cómo las plataformas han cambiado «radicalmente» la forma en la que consumimos televisión.

P - -Mindhunter se ha convertido una de las series mejor valoradas del año por los críticos. ¿Qué tiene para haber llegado con tanta fuerza en su primera temporada?

David Fincher (creador y director) tiene una manera muy especial de crear historias. Es fascinante porque su manera de trabajar hace que todo el equipo quede fascinado cuando está con él y trabaja cerca de él. También la hace muy especial que esté rodada a finales de los los años setenta, esa estética le ha llegado mucho a la gente.

P - -Ha trabajado con casos reales de algunos de los asesinos más crueles de la historia. ¿Saber que existen y tener sus casos tan de cerca le asusta? ¿Cuál le asusta más?

Todos me dan miedo. No puedo elegir uno porque todos me aterrorizan, no puedo entenderlos. Ellos son personas como nosotros, son personas reales, no monstruos que viven debajo de la cama, y están alrededor de ti. Cuando leí el libro en el que está basada «Mindhunter», y leí sobre todos esos asesinos de los que preocuparse, tuve que parar de leer. Lo tuve que dejar porque me aterrorizaba y busqué otro tipo de novelas (risas).

P - -Netflix, Amazon, HBO… La industria de la televisión ha cambiado, directores como David Fincher conviven entre las series y el cine. ¿Cree que el cambio ha sido positivo?

-Las plataformas como Netflix lo han cambiado todo de arriba a abajo de manera radical, pero creo que lo interesante de este cambio es la conversación que provoca entre los espectadores. Tienes que ver el capítulo rápido, tener cuidado con los spoilers... La gente te pregunta por dónde vas y no quieres quedarte atrás. Va todo el mundo a la vez y creo que esto es algo bonito. La forma en la que cambia la industria hace que nos concentremos más en lo que vemos.

P - -Con J.J. Abrams, otro director de prestigio, trabajó en Fringe. ¿Qué diferencias hay entre ambos formatos?

Creo que es realmente muy interesante porque cuando estás trabajando en series como estas acabas viviendo en una burbuja en la que todo es sobre la serie, da igual el tipo de tema que trate cada una. Por supuesto que «Fringe» era un grupo de gente diferente a «Mindhunter», con sus dinámicas diferentes... Lo hicimos con una base totalmente diferente por el tema que estábamos tratando; se emitía cada siete días... Mucho trabajo.

P - -Apenas conocemos nada de la vida privada de su personaje, sin embargo sabemos todo de sus compañero Holden y Billl. ¿Por qué?

R - Sí, pero verás un poco más en las siguientes temporadas. Creo que hemos seguido muy de cerca la vida de ambos para ir descubriendo de ellos mientras inician sus investigaciones. Pero te invito a descubrir un poco más sobre ella más adelante.

P - -En «Mindhunter» de momento tenemos solo una temporada. ¿Le gustan más las series cerradas o que las historias se desarrollen en muchas entregas?

La esperanza cuando trabajas en televisión es hacer más de una temporada, lograr rodar al menos unas cuantas. El trabajo aquí es muy diferente al del cine por lo que haces y la forma en que lo haces. Aquí filmas diez horas de una historia, y no noventa minutos. En una temporada corta como esta de «Mindhunter», la serie se parece más a avanzar en una novela que no en pasar páginas de una revista. Y disfruto más eso: tienes la profundidad del personaje, creces con él, y eso me encanta como espectadora.

comentarios