«Star Wars: Los últimos jedi» ¿Puede Rey salvar a Luke Skywalker de su propia oscuridad?

Mark Hamill analiza la situación en la que se encuentra el jedi tras haber perdido toda esperanza

Rey, frente a Luke Skywalker
Rey, frente a Luke Skywalker - EW

Quizás lo único más inquietante que encontrarse con su enemigo es enfrentarse cara a cara la persona que más admiras: tu héroe. Más aún si es un héroe caído, que ha decidido aislarse de todo lo que fue. Justo en ese momento nos dejó «Star Wars: El Despertar de la Fuerza». Con Rey (Daisy Ridley) frente a Luke Skywalker mientras sostenía su sable de luz familiar.

Sin embargo, este no es el Luke del que ha oído hablar. Tampoco es el que conocemos. Luke Skywalker está roto y nos abe muy bien como recomponerse. Puede que ni siquiera quiera. «Solo sé una verdad: es hora de que los Jedi se acaben...», piensa Skywalker. «Es una declaración bastante sorprendente para alguien que fue el símbolo de esperanza y optimismo en las películas originales», matiza Mark Hamill, actor que le da vida a «EW». «Cuando leí esta frase por primera vez, me quedé boquiabierto», asegura el actor. «¿Qué haría que alguien que se alejara de sus convicciones originales? Eso no es algo que peudes cambiar en una tarde, y yo realmente luché con esto».

Luke no le dió una cálida bienvenida a Rey, como nos podíamos imaginar, aunque «ella está llena de esperanza». Rey fue abandonada de niña y tuvo que sobrevivir durante años por su cuenta. Pero últimamente, ha aprendido a hacer amigos como BB-8, Finn o Chewbacca. Hasta Kylo Ren se sintió fascinado por su fuerza y resistencia después de secuestrarla. «Independientemente de todo lo demás, ella ha sido bienvenida. Nadie realmente se aleja de ella», dice Ridley. Pero eso cambia cuando ella llega a Ahch-To, donde se encuentra Luke Skywalker.

Rey cambia la ruda calidez de Han Solo por la frialdad de Luke Skywalker: «Oh, Dios mío, este hombre (Han Solo) fue como una figura paterna para mí y ahora se ha ido. En su lugar estoy con este tipo gruñón en mitad de una isla en la que no me quiere aquí». Sin embargo, Rey no puede poner esperanzas en Luke porque, al fin y al cabo, ha ido hasta allí para conseguir que Luke vuelva a la acción. «No creo que una chica, que él no conoce, que aparece con un sable láser va a hacer diga 'Oh, sí, por supuesto que voy a volver a la acción' de repente», reflexiona Ridley. «Pero, ¿no la conoce?», reflexiona Hamill. ¿Quién no se ha hecho esta respuesta? Que levante la mano porque está mintiendo. Pronto, el 15 de diciembre, tendremos la respuesta.

Una gran parte del futuro de Rey será descubrir su propio pasado: ¿Quién está conectado con ella? ¿De dónde viene? Puede que estas respuestas le hagan encajar con Luke Skywalker. Juntos pueden volver a ser eternos. Pero antes de ellos tendrán que luchar. «Star Wars» siempre comienza con «Hace mucho tiempo», pero no termina con «felices para siempre». Habrá caídas, probablemente varias. La primera piedra que tendrán que sortear es el porqué Luke se fue hasta Ahch-To y es que Hamill insinúa que Luke ha comenzado a dudar de su propia conexión con la Fuerza: «[Lucas] cometió un error enorme al pensar que su sobrino era el elegido, así que invirtió todo lo que tenía en Kylo, al igual que Obi-Wan hizo con mi personaje (...) Y es traicionado, con consecuencias trágicas. Luke se siente responsable de eso. Ese es el principal obstáculo que tiene para volver a unirse al mundo y su lugar en la jerarquía Jedi, ¿sabes? Es esa culpa, esa sensación de que es su culpa, que él no detectó la oscuridad en él hasta que era demasiado tarde».

Luke Skywalker ha descubierto que, por mucho que se esconda, no hay un lugar en el que pueda escapar. Ahora, es más viejo. Tiene, más o menos, la mima edad que Obi-Wan Kenobi en la primera película; sin embargo, en algún recoveco guarda la energía que le vimos de pie sobre las rocas, mirando fijamente a los soles gemelos de Tatooine. «Creo que probablemente mira hacia el horizonte y desea ser más efectivo, ser lo que Obi-Wan quería que fuera», comenta Hamill. «Pero la vida es imperfecta y sin conflicto no hay drama. Créeme, vas a ver un montón de conflictos en "Los últimos jedi". Eso es seguro».

Toda la actualidad en portada

comentarios