Paqui Martín posa ante su obra «Bis de un mismo espectáculo»
Paqui Martín posa ante su obra «Bis de un mismo espectáculo» - MAYA BALANYÀ
Exposición

Arte para la reflexión en Retiro

Casa de Vacas acoge hasta el 29 de abril «Bis del mismo espectáculo», una exposición sobre el drama de los refugiados

MADRIDActualizado:

Aunque las nuevas tecnologías de la información nos aproximen de una forma inimaginable hasta hace bien poco a la injusticia de los movimientos migratorios forzosos, la tragedia de los refugiados no es de ahora. En palabras de Paqui Martín, estamos ante un «bis del mismo espectáculo». De ahí el título de la exposición que puede verse hasta el 29 de abril en el Centro Cultural Casa de Vacas (Paseo de Colombia, 1; dentro del Parque de El Retiro), una obra gráfica y fotográfica sobre lienzo que reflexiona sobre la crueldad de la sociedad del espectáculo y nuestra responsabilidad individual dentro de ella.

«La inmediatez de las noticias, las imágenes más desgarradoras, invaden nuestras vísceras y reaccionamos ante el dolor ajeno casi como si fuera propio. Pero esa respuesta es tan efímera como la exposición de la noticia que nos golpea de frente, porque, sin solución de continuidad, los medios nos bombardean con otras imágenes: deporte, moda, corrupción... nuestra química visceral se aquieta y relaja, y así seguimos: sobreviviendo», considera Martín, que para componer las piezas de la muestra ha partido de fotografías del archivo histórico de algunas guerras del último siglo y de las fotos de archivo que nos llegan actualmente a través de los medios de comunicación: prensa, internet, etc., creando la unión entre las fotos y cualquier momento en el tiempo.

El proceso creativo comienza trabajando sobre las fotografías, para a continuación hacer impresión digital en lienzo o papel Super-Alfa de 250 gramos y utilizando después diversos procedimientos dentro del campo de la obra gráfica y la expresión artística para conseguir los efectos y la imagen deseada. «La tinta que me permite mostrar el dolor tiñendo de rojo su paso, me permite también contar que esa tierra sobre la que cae es una tierra de nadie y de todos, una tierra sobre la que vivimos y que no nos pertenece», explica Martín.

El mismo hilo que la artista utiliza para representar las fronteras «y las vallas que nos separan» es también el que le sirve para «unir o suturar la herida que la guerra nos deja grabada en la memoria, para envolver y el cuerpo indefenso de aquel que vuelve y encuentra destruido el hogar que le ha dado cobijo».

La exposición, de entrada gratuita, se puede visitar hasta el 29 de abril en la Casa de Vacas de El Retiro. Horario: de 10 a 21 horas.