Franoise Hardy en los años '60
Franoise Hardy en los años '60 - ABC
Música

Françoise Hardy, ¿la mujer ideal?

La sala Siroco organiza un homenaje a la cantante, actriz y modelo francesa dentro del festival Ellas Crean

Actualizado:

La pequeña Françoise Hardy huyó de las penurias de una familia desestructurada siendo una adolescente, y el vehículo para su fuga no fue otro que el arte. Empezó con la música, fichando por el sello Vogue con sólo 17 años y publicando en junio de 1962 su primer single «Tous les garçons et les filles», una canción que poco a poco fue convirtiéndose en un éxito de ventas mientras ella conquistaba los clubes musicales de Paris con la delicadeza, melancolía y dulzura de su voz. Pero fue unos meses más tarde, en octubre de ese mismo año, cuando la promesa se consagró vía televisiva. Toda Francia esperaba a conocer los resultados de las votaciones para elegir al presidente de la República, cuando de repente un inesperado intermedio musical llenó sus pantallas con la imagen de Hardy interpretando la canción. Al día siguiente ya era una estrella. La primera estrella pop francesa.

A partir de ese momento la joven artista compatibilizó una frenética actividad discográfica (publicó otros 14 discos en los siguientes diez años) con una creciente presencia en el mundo de la moda, donde se convirtió en el icono «continental» del Swinging London, y también en el cine, participando en varias películas, entre ellas «What’s new pussycat?» o «Grand Prix». Mientras, tuvo tiempo de seducir a todo un Bob Dylan, que visibilizó su obra ante el mundo colocando su LP de debut en la portada de su álbum «Bringing It All Back Home», además de dedicarle un poema en la contraportada de «Another Side Of Bob Dylan».

En los años setenta y ochenta redujo parcialmente su actividad en todos los frentes artísticos, pero siguió activa hasta 2012, año en que lanzó su último disco hasta la fecha, «L’amour fou». Pero cuatro años antes había publicado sus memorias, un libro que resume toda una vida dedicada al cine, la música y la fotografía que se puede disfrutar en castellano desde el pasado enero (con el título de «La desesperación de los simios... y otras bagatelas») gracias a la traducción de Felipe Cabrerizo, uno de los participantes en el homenaje multidisciplinar que tendrá lugar este fin de semana en la sala Siroco bajo el título de «La Femme Idéale», con el plato fuerte reservado para el sábado 11.

Hardy, en una imagen reciente
Hardy, en una imagen reciente- ABC

Allí, conducidos por el maestro de ceremonias Paco Clavel, actuarán bandas como Cola Jet Set, Chloé Bird o Kiki D’akí y se instalará una exposición colectiva dedicada a Hardy, con especial atención a su mítica «Tous les garçons et les filles». «Desde aquella canción, que Françoise escribió con apenas diecisiete años, se han sucedido cientos de composiciones, versiones, producciones, álbumes, libros, alguna película, incluso una vida turbulenta», explica Cabrerizo. «Pero aquella fue la primera, la primera composición propia, la primera que se escuchó en la radio y la primera que por una suma de circunstancias inesperadas se convertiría en un éxito mundial y daría el pistoletazo de salida a una oleada, la del ye-yé, que poco después se convertiría en fiebre y dejaría un largo listado de canciones radiantes antes de desvanecerse de manera tan rápida como había nacido».

Según Cabrerizo, aquel single creó una imagen «que nunca nos abandonaría: la de una chica de mirada triste, de elegancia refinada, de aspecto andrógino, eterna adolescencia y ojos magnéticos que comenzó a encadenar canciones llenas de melancolía y que se convertiría en un icono de la nueva Francia naciente, de una juventud que en la década de los sesenta comenzaba a vivir años tan turbulentos como nunca se habían conocido».

Pero al margen de aspectos puramente estéticos o simbólicos, aquella imagen presentaba también «a una de las cantantes más maravillosas que ha dado la música popular y a una voluntariosa profesional que ha sabido adaptarse al paso del tiempo, desarrollando una carrera discográfica admirable, que siempre ha batallado contracorriente y luchado sin descanso contra el inmovilismo».

Por eso, Cabrerizo y un grupo de amigos y admiradores de Hardy no han dudado en elegirla como protagonista de esta fiesta que tiene lugar en plena Semana de la Mujer, y que pretende conectar con la filosofía que guió la obra de la artista francesa, «una continua lucha por afrontar el futuro pero sobre todo de una voluntad de reconciliación con aquello que la vida nos ofrece», señala Cabrerizo. Ese es el mensaje que aún hoy día nos quiere lanzar Hardy, que según nos cuenta el traductor de sus memorias, «está feliz por ver que, tantos años y tantos aventuras después, nos vamos a juntar en torno a su música en Siroco para celebrar esa vida con la que debemos estar siempre reconciliados».

Fiesta Homenaje a Françoise Hardy.

Viernes 10 de marzo

EXPOSICIÓN

Sábado 11 de marzo

COLA JET SET + CHLOÉ BIRD + LA MONJA ENANA + CÁPSULA DE SUEÑOS (Paco Tamarit y María Ferrando) + KIKI D´AKÍ + CHARLIE MYSTERIO

LOUNGE POST CONCERT PARTY!! DJS: LUIS CALVO + DJ PSYCHO BEAT + Exposición Colectiva + Momentos audiovisuales con Françoise Hardy por Juan Sánchez.

Maestro de ceremonias Paco Clavel. Con Felipe Cabrerizo, traductor del libro de memorias de Françoise Hardy. «La desesperación de los simios …y otras bagatelas».

13€ anticipada / 15€ taquilla