¿Influyen los parques eólicos en la temperatura y precipitación de las zonas donde se instalan?

Actualizado:

El desarrollo de parques eólicos en Europa modifica el clima del continente «de manera extremadamente débil», según un estudio realizado por centros de investigación franceses e italianos que publica la revista Nature Communications.

El Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS) de Francia, una de las entidades participantes, precisó en un comunicado que hasta ahora no se habían cuantificado bien los efectos que estas instalaciones pueden ocasionar en la temperatura y las precipitaciones de la zona en la que se encuentran.

Algunos estudios recientes habían constatado un aumento significativo de las temperaturas, especialmente por la noche, alrededor de los parques eólicos «gigantes».

La investigación del CNRS, en la que también han participado el Comisariado francés de la Energía Atómica y de las Energías Alternativas (CEA) y la Universidad de Versailles, se ha centrado en los efectos sobre el clima que se darían si la producción eólica en Europa se duplicara hasta 2020, tal y como está previsto.

Según apunta el análisis, los cambios originados por las eólicas «son muy débiles en relación a la variabilidad del clima» y, como máximo, se detectaron diferencias de 0,3 grados centígrados de temperatura y una suave bajada en las precipitaciones, únicamente significativa en invierno, en algunas regiones.

Para los científicos, estas variaciones son «más débiles que las diferencias típicas de temperaturas o de precipitaciones de un invierno a otro».

Asimismo, los investigadores consideran que la repercusión de los parques eólicos es menor que «el cambio climático provocado por el aumento de los gases de efecto invernadero».

El trabajo se ha realizado a partir de simulaciones climáticas que tienen en cuenta el efecto sobre la atmósfera de las eólicas.