La peor forma de pintar un coche: con rodillo y en plena calle

Se trata de una decisión tan económica como desaconsejable

Actualizado:

De negro a blanco. Un conductor estadounidense decidió que estaba harto de la tonalidad de su vehículo, y decidió repintarlo. Hasta aquí, nada anormal, salvo por los métodos que decidió emplear: en plena calle y... con un rodillo.

Según explican desde cosasdecoches.com, el pintor amateur decide emplear un rodillo convencional y utiliza como materia prima el típico bote de pintura para paredes. Una decisión tan económica como desaconsejable, ya que la pintura de automóviles se consigue, obviamente, tras unos procesos químicos muy diferentes y enfocados en asegurar su duración en condiciones climáticas adversas.