ABC

Conoce los casos que tu seguro de coche no cubre

Si circulas sin ITV o por una vía de tierra, si aparcas en un muelles, así como si tienes menos de 25 años, tu seguro no te cubrirá y deberás responder tú de los daños y cualquier indemnización

MadridActualizado:

El mercado de las aseguradoras está lleno de compañías que ofrecen distintos productos. Existen multitud de tipos de póliza de seguro a la hora de asegurar el coche; todo riesgo, a terceros, robo, lunas, incendio, etcétera. De hecho, podríamos pensar que el más recomendable es el conocido como todo riesgo, pero no siempre es así. Es más, a la hora de contratar el seguro para nuestro coche es normal que nos surjan dudas. Una de nuestras principales preocupaciones es el precio, como es lógico. Pero da igual lo que te hayas gastado, tu seguro no te cubrirá en los siguientes casos, tal y como adelantan desde coches.com y deberás responder tú de los daños y cualquier indemnización.

-Si conduces bajo los efectos del alcohol o de las drogas: si conduces bajo los efectos del alcohol o de las drogas estarías cometiendo un delito que de forma consciente tienes constancia de que está expresamente prohibido. No sólo estás poniendo en peligro tu seguridad y la del entorno, como que tu aseguradora se desentenderá de ti en caso de que provoques cualquier tipo de daño. Así mismo y de manera obvia ni intentes que te cubran las sanciones.

-Si transportas a más pasajeros o mayor carga de lo permitido: una vez más, estaríamos cometiendo un delito donde la responsabilidad total de los daños y las sanciones correspondientes caerán íntegramente a cargo del conductor.

-Si circulas sin la ITV en orden o sin carnet: en ambos casos te expones a asumir la total responsabilidad de lo que se considera una infracción muy grave. Todos los sucesos derivados así como las sanciones económicas correspondientes caerán sobre el conductor en cuestión.

-Si participas en una carrera ilegal: si participas de manera clandestina en una carrera, toda la responsabilidad caerá sobre tu cuenta y riesgo. Aún argumentando que se trataba de una carrera en un circuito, dicho argumento será inútil ya que existen pólizas específicas para esos casos.

-Si aparcas en un muelle: cuidado en los muelles,porque muchas aseguradoras no se responsabilizan si le pasa algo a tu vehículo. Además, si viajas con tu coche en barco y este se hunde te pagará el seguro de carga del barco.

-Si tienes un impacto con un familiar o el vecino: en este caso es preciso puntualizar. La aseguradora te cubrirá si la colisión ha sido involuntaria y la compañía puede corroborarlo. A falta de pruebas, y dado que se trata de un accidente entre conocidos (un familiar, un vecino, un amigo…), la aseguradora puede alegar una intención de fraude.

-Si circulas por una vía de tierra: contadas algunas excepciones, muchas aseguradoras no te cubrirán en caso de que tengas algún tipo de accidente o avería circulando por vías sin asfaltar. Así mismo, las que si cubran económicamente los daños es probable que no presten asistencia mecánica.

-Si en caso de accidente, no ayudas al accidentado: según establece la ley, en caso de accidente, y teniendo capacidad para hacerlo es obligatorio salir al auxilio del accidentado. Si por el contrario salieses huyendo después de provocar un accidente, o no ayudases a un peatón en caso de atropello, estarías cometiendo un delito castigado penalmente. La aseguradora indemnizaría a las víctimas del accidente pudiendo recaer sobre ti dichos gastos.

-Si se produce una catástrofe natural, guerra o accidente nuclear: ante esta situación las aseguradoras no tienen obligación de asegurarte como dejan bien explícito en las pólizas. En este caso, tendrás que reclamar ante el Consorcio de Compensación de Seguros.

-Si no homologas los cambios y nuevos accesorios en tu coche: si modificas aspectos como los neumáticos o incorporas accesorios como un GPS que no venía de serie, la aseguradora puede argumentar que el coche que figura en la póliza no coincide con el que ha sufrido el accidente. En este caso la aseguradora cubrirá los daños a tercero, pero se podrá lavar las manos en tu caso.

-Si tienes menos de 25 años: a las aseguradoras no les sale del todo rentable asegurar a conductores noveles. Es por ello que atendiendo a estadísticas y a la falta de experiencia de los jóvenes al volante, o te resultará extremadamente complicado encontrar una compañía que te asegure o te resultará extremadamente caro. Muchas personas por tanto aseguran el coche a nombre de un tercero de más edad siendo el conductor principal, una persona menor de 25. En este caso si el conductor principal tiene un accidente, la aseguradora se desentenderá completamente.