¿Qué coche nació cuando Michael Jackson triunfaba con Thriller?

Lleva 33 años en el mercado, y está a punto de estrenar su quinta generación

MADRIDActualizado:

Sí, para despejar todas las dudas, se trata del Seat Ibiza, el primero de una nueva etapa de la marca española, y el responsable de motorizar a toda una generación de jóvenes. Desde entonces han pasado ya 33 años, y el vehíoculo ha evolucionado. Pero en todo este tiempo ha conseguido mantenerse en el «top ten» de los coches más vendidos en España.

Por hacer un poco de historia, en el año 1984, Michael Jackson revolucionaba el mundo de la música con Thriller. En el cine, Cazafantasmas e Indiana Jones y el Templo Maldito batían récords de taquilla. Ese fue también el año del nacimiento del fundador de Facebook, Mark Zuckerberg. Y el del lanzamiento al mercado del primer Seat Ibiza. Esto también le penalizó frente a sus cometidores (Ford Fiesta, Renault Super 5...) en cuanto al peso y consecuentemente el consumo.

El coche fue el encargado de sustituir en el mercado al Seat Fura (anteriormente conocido como Seat 127). Se diseñó sobre la plataforma del Seat Ronda (anteriormente Ritmo), lo que determinó una de sus principales características: la habitabilidad y el gran espacio interior pese a las reducidas dimensiones exteriores de la primera serie del Ibiza. El diseño original fue obra de Giugiaro, que aprovecho un diseño realizado inicialmente para la segunda generación del Volkswagen Golf, y que fue rechazado por Volkswagen. Curiosamente, a mitad de vida de la primera generación del Ibiza Seat acabaría en manos del grupo automovilístico alemán.

En un principio estaba disponible con tres motorizaciones de gasolina de 1.2 y 1.5 litros de 63 y 85 y 90 CV (los famosos motores «System Porsche») y una diésel de 1.7 litros y 55 CV. En 1988 se incluyó un motor de 1.5 litros de 100 CV y un motor de 903 cc y 44 CV. Al final de su vida comercial esta primera generación se ofreció con un System Porsche 1.7 de 105 CV. Gracias a este motor, muchos de los propietarios del primer Ibiza presumían de conducir un coche español pero con el motor de un Porsche.

Desde entonces, este modelo lleva 33 años ininterrumpidos recorriendo las calles de todo el mundo. Estas son algunas de las curiosidades que se esconden detrás del modelo. Son cuatro generaciones y más de 5,4 millones de unidades vendidas, y está a punto de ser presentada la quitna generación, que desde la marca aunician como «algo completamente diferente».

En tres décadas, el Ibiza ha logrado colocarse como el turismo español más vendido: hasta el día de hoy, más de 5,4 millones de unidades. Si las pusiéramos en línea recta, superarían la distancia entre Barcelona y Nueva Zelanda.

Todas las generaciones del Ibiza han sido diseñadas, desarrolladas y producidas en Barcelona. Tras 33 años, el Seat Ibiza consume menos de la mitad que la primera generación: de los 7,8 litros/100 km de 1984, a los 3,6 litros del Ibiza 1.4 TDI 90 CV actual.

De la planta de Martorell salen cada día 700 nuevos Seat Ibiza. De estos, el 80% se exporta a más de 75 países. De hecho, con él se internacionalizó la marca al ser el primer modelo que se exportó de forma regular desde Martorell.

Más de 700 robots intervienen en su producción. Cada vehículo consta de 3.000 piezas y recorre cerca de 12 kilómetros a lo largo de su proceso de producción. Desde 1984, además, se han utilizado más de 70 millones de kilos de pintura, el equivalente a pintar más de 1.000 veces la Torre Eiffel.

Como curiosidad, el Ibiza fue el primer Seat que incorporó a mujeres en la línea de producción. Actualmente, 1 de cada 5 trabajadores de esta línea son mujeres (el 21%), el porcentaje más alto de la industria española del automóvil. Además, el mercado ha ganado cuota femenina a nivel mundial en los últimos diez años, alcanzando el 51% de compradoras en 2016, frente al 42% de 2004.

El Ibiza fue el coche oficial de los Juegos Olímpicos de Barcelona '92. Además, ha obtenido éxitos en competición, como los tres títulos mundiales de rallyes FIA en la categoría de F2 en el 1996, 97 y 98.