Este es el nuevo Volkswagen Polo 2017

Primeras imágenes del la sexta generación de un modelo del que se han vendido más de 14 millones de unidades

BERLÍN (ALEMANIA)Actualizado:

El Volkswagen Polo, que hizo su debut en el año 1975 y se fabrica en España desde 1984, en concreto en la planta navarra de Landaben. Entre otras muchas curiosidades, el Polo es uno de los utilitarios de más éxito y el único coche fabricado en España que figura en la lista de los 20 más vendidos del mundo. Además figura como el tercer modelo preferido por los consumidores europeos y el más vendido de su segmento, se situó en el «top ten» de matriculaciones del mercado español en 2016. Es además el coche más producido y exportado de España.

Ahora llega al mercado una generación completamente nueva, que la marca acaba de presentarnos este viernes en Berlín. El nuevo Polo llega con un diseño exterior completamente nuevo, un interior rediseñado para lograr más amplitud, y un salpicadero reestructurado y dotado de los últimos avances tecnológicos y digitales, con una gama de asistentes de conducción que más bien es habitual en los Volkswagen de mayores dimensiones. En cuanto a la oferta mecánica, el coche, que estará en el mercado antes de que finalice 2017, podrá contar con motores TSI de gasolina, TGI (de gas natural) y TDI (diésel).

Si en la anterior generación ya eran muchas las personas que calificaban al Polo como un "mini Golf", el coche que acabamos de ver avanza más en esta apreciación. El Polo de la sexta generación ha crecido respecto al modelo anterior, lo que se nota especialmente en el espacio interior disponible para los pasajeros, y con un notable aumento del maletero, que pasa de los 280 a 351 litros. Sigue un coche compacto, pero quienes recuerden o hayan tenido un VW Golf de cuarta generación, por ejemplo, notarán las similares dimensiones de ambos vehículos, por mucho que sean de dos épocas diferentes.

El nuevo Polo mide 4,053 metros, algo más corto que el mencionado Golf de cuarta generación, pero le gana en cuanto a su batalla (53 milímetros más) y en la oferta de espacio para el conductor, los pasajeros y el equipaje (le supera el 25 litros).

Entrando ya en las primeras valoraciones tras la presentación del coche, el diseño interior está pensado para integrar los indicadores y mandos digitales en una posición superior, con el objetivo de lograr una mejor visibilidad. El Polo será el primer Volkswagen y el primer modelo del Grupo equipado con la nueva generación del sistema Digital Cockpit, con componentes muy manejables. Además incorpora la última generación de sistemas multimedia con pantallas desde 6,5 hasta 8,0 pulgadas.

El Polo llegará al mercado con tres versiones de equipamiento: “Edition”, “Advance” y “Sport”, además del imprescindible Polo GTI. Además, están a disposición los paquetes “R-Line”, “Black” y “Style", con los que se puede completar el equipamiento del coche casi "a la carta". Ya desde la versión básica, denominada Edition,m ofrece numerosos detalles como la luz de conducción diurna LED de serie con función “Coming Home” y “Leaving Home”, un limitador de velocidad y el sistema de vigilancia “Front Assist” con asistente de frenada de emergencia en ciudad y sistema de detección de peatones. Este acabado cuenta con llantas de 14 pulgadas.

En un nivel superior el acabado Advance añade el sistema multimedia “Composition Colour”, un climatizador (“climatic”), el “sistema de detección del cansancio”, reposabrazos central, una elegante tapicería de los asientos aterciopelada, elevalunas con interruptores confort en los asientos delante y detrás, así como un volante multifunción. También de serie cuenta con llantas de 15 pulgadas.

La versión de equipamiento “Sport” incluye el control de la distancia de aparcamiento (PDC), una iluminación ambiental LED (puertas delanteras y cuadro de instrumentos), un volante multifunción en combinación con el pomo de la palanca de cambios y la palanca del freno de mano de cuero (“paquete pequeño de cuero”), así como llantas de aleación ligera de 15 pulgadas.

Polo GTI
Polo GTI

La oferta de modelos se completa con el Polo GTI. A partir de ahora, el deportivo modelo superior incorporará un 2.0 TSI de 200 CV (modelo anterior: 1.8 TSI de 192 CV). El chasis “Sport Select”, rebajado en 15 mm, ofrece un rendimiento mucho mayor y está disponible de serie para la versión GTI. Además, el frontal del Polo más potente incorpora detalles como un parachoques con alerón integrado y faros antiniebla de serie. Algunas de las insignias típicas de los modelos GTI del frontal son los perfiles rojos de la parrilla, las rejillas de entrada de aire con diseño de panel de abeja y, como es natural, el emblema GTI.

La zaga ofrece detalles como un gran alerón de techo del color de la carrocería, un difusor integrado en el parachoques, los tubos de escape típicos de los modelos GTI, grupos ópticos traseros LED y, por supuesto, el emblema GTI. Cuenta con llantas de aleación ligera de 17 pulgadas de serie, estriberas más anchas y pinzas de freno de color rojo. El interior de este Polo deportivo tiene detalles como los asientos deportivos con la legendaria tapicería a cuadros “Clark”, instrumentos GTI, volante deportivo de cuero con costuras decorativas de color rojo, techo interior y pilares del techo de color negro y, como es natural, pomo de la palanca de cambios GTI.

14 colores para el exterior

La nueva gama de colores llega a 14 tonalidades diferentes para la carrocería, con doce versiones de llantas (desde 14 hasta 18 pulgadas, pintadas en el color de la carrocería o en un color de contraste), salpicaderos con 17 paneles decorativos diferentes, así como dos decoraciones diferentes para el interior y once opciones de tapicería para los asientos.

El nuevo Polo se comercializará en la mayoría de los países europeos en 2017 y se ofrecerá sucesivamente con una gama de ocho motores Euro 6, aunque el motor 1.5 TSI de 150 CV no está disponible por ahora en el mercado español.

El Polo está equipado, por primera vez, con un nuevo motor de gas natural: el 1.0 TGI de 90 CV. Además, están también disponibles cuatro motores de gasolina y dos diésel. La gama de motores de gasolina se extiende desde el 1.0 MPI de 65 CV hasta el 1.0 TSI de 115 CV. Los motores diésel (TDI) del Polo llegan al mercado con potencias de 80 95 CV. Todos los motores equipan de serie el sistema “Start/Stop” y el modo de recuperación de la energía de frenado. Los motores pueden combinarse también con el cambio automático de doble embrague (DSG) a partir de una potencia de 95 CV. El TSI del Polo GTI completa la oferta de motores con una potencia de 200 CV.