Tras 33 intentos, 14 profesores y 25 años, por fin, logra sacarse el carné de conducir

Christian Whiteley-Mason se ha gastado más de 11.000 euros para conseguir su sueño de aprender a conducir

Actualizado:

Christian Whiteley-Mason ha realizado 33 exámenes, ha tenido 14 profesores diferentes y se ha dejado más de 11.000 euros de su bolsillo durante 25 años para conseguir el carné de conducir.

«No puedo creer que finalmente lo haya logrado después de todos estos años», dijo. «¡Todavía estoy en estado de shock!».

Christian, de 42 años, de Barnsley, South Yorkshire, realizó la prueba por primera vez en 1992, en los días previos a la introducción de la prueba teórica en Reino Unido, pero rápidamente acumuló una sucesión de suspensos. Incluso su esposo Darren, pensó que nunca pasaría, bromeando con él: «Eres un accidente esperando a suceder».

«Tras mis primeras 56 lecciones con mi primer instructor al final me dijo que simplemente me diera por vencido ya que nunca aprobaría». En 2003, después de que Christian había suspendido 32 veces, admitió la derrota y, finalmente, decidió que conducir no era para él. «Ya había tenido suficiente, solo pensé que nunca iba a conseguirlo», explica Christian.

Incluso cuando cumplió 40 años y decidió darle otra oportunidad, recibió algunas clases, pero no llegó hacer el examen en aquel momento. Sin embargo, su trabajo le exigía cada vez más viajar y le resultaba más difícil sin poder conducir. «Tenía que usar taxis o confiar en otras personas y me estaba costando una fortuna. Así que en enero decidí que iba a ir a por todas».

«Todos se rieron de mí y me dijeron que nunca lo haría. Pero estaba absolutamente decidido. No solo pasé a la primera, sino que solo fue con tres errores menores. Estoy tan orgulloso de mí mismo. Ha cambiado mi vida para ser honesto. Sentí que había logrado todo lo que realmente quería lograr, esta era la única cosa que me quedaba por hacer», ha explicado a The Mirror.