Dos aficionados encuentran una estaca en un monte de Gondomar
Dos aficionados encuentran una estaca en un monte de Gondomar - cedida guardia civil

Estacas de madera afiladas y grandes piedras, trampas para «cazar» a los ciclistas

Actualizado:

La Policía Autonómica gallega investigará a partir de ahora las trampas para ciclistas que existen en los montes gallegos y que muchos deportistas han denunciado ya tras encontrarse con ellas mientras montaban en bici. Los agentes aprovecharán las patrullas desplegadas para garantizar la seguridad de los aficionados a la bicicleta de montaña y evitar que sean víctimas de alguna de las trampas. Estos peligros consisten, en su gran mayoría, en la colocación de piedras o troncos de grandes dimensiones en circuitos usados normalmente por los ciclistas de montaña y que, según denuncian colectivos del sector, han llegado a saldarse incluso con lesiones medulares por el impacto de las caídas que provocan.

Los ciclistas gallegos también han llegado a denunciar la colocación de estacas de madera en medio de los caminos que frecuentan en el monte. En una imagen que circuló por las redes sociales, dos aficionados pontevedreses mostraban una estaca de grandes dimensiones enterrada en el suelo de forma diagonal y con una afililada punta. Una trampa detectada en un monte de Gondomar y que fue denunciada ante la Guardia Civil. Colocar troncos de grandes dimensiones en mitad de los caminos es otra de las prácticas habituales de quienes pretenden sembrar el miedo en los montes de Galicia para alejar de ellos a los ciclistas. Los agentes también han detectado cables a la altura de pecho y cabeza que cruzan caminos y ponen en riesgo la vida de quienes circulan por ellos.

En una reunión mantenida con el presidente de la Asociación de Ciclistas Galegos, el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha analizado la problemática que suponen estos obstáculos y ha ofrecido la colaboración del Ejecutivo autonómico para su erradicación. En el encuentro también han estado presentes los principales responsables autonómicos con competencias en la materia, como son el secretario xeral de Deportes, José Ramón Lete; el secretario xeral de Medio Rural e Montes, Tomás Fernández-Couto; y el comisario jefe de la Policía Autonómica, Silverio Blanco Fernández. Por su parte, la Guardia Civil también ha denunciado estas prácticas a través de sus cuentas de Twitter para alertar a los ciclistas y pedir la máxima colaboración ciudadana a la hora de denunciar a quienes se esconden detrás de estas mortales trampas.