Internacional

Salah Abdeslam acechó el estadio donde la selección española debía jugar contra Bélgica en noviembre

Finalmente el encuentro, que se tenía que disputar el pasado 17 de noviembre, se suspendió por el consejo del Centro de Crisis belga, que alertó de «riesgo de atentado»

El combinado nacional tuvo que regresar a España por riesgo de atentado en el estadio
El combinado nacional tuvo que regresar a España por riesgo de atentado en el estadio - REUTERS
EFE Bruselas - Actualizado: Guardado en: Internacional

Salah Abdeslam, que hoy ha sido neutralizado por la Policía belga, habría sido trasladado, apenas una semana después de los atentados de París, desde la capital francesa hasta las inmediaciones del estadio Rey Balduino, donde el 17 de noviembre pasado debía jugarse el amistoso Bélgica-España, que fue finalmente suspendido.

«Los servicios de inteligencia disponen de indicaciones sólidas de que prepara un atentado en nuestro país. Tememos que quiera morir como un mártir», publicó entonces el diario «Het Laatste Nieuws», que adviertió de que se trataba de un individuo «peligroso» que «se ha dado a la fuga y no tiene nada que perder».

Según el periódico flamenco «Het Nieuswblad», Mohamed Amri y Hamza Attou, los dos acusados de terrorismo en Bélgica en conexión con los atentados de París, dieron explicaciones contradictorias durante los interrogatorios policiales, y uno de ellos (Attou) indicó que Abdeslam había sido conducido por ellos aquel sábado hasta el estadio de fútbol.

Según Amri, habrían dejado al supuesto terrorista en el distrito bruselense de Molenbeek, donde la policía llevó a cabo distintos registros.

El partido amistoso que iban a disputar aquel día las selecciones de Bélgica y España en el estadio Rey Balduino de Bruselas se suspendió por el consejo de un Centro de Crisis belga que alertaba de un «riesgo de atentado», según informó la Real Federación Española de Fútbol.

Después de estudiar un informe del Centro de Crisis de una agencia belga, representantes de la Federación Española, la Federación Belga y de la policía decidieron que el partido se cancelara por «riesgo real de atentado».

Toda la actualidad en portada

comentarios