Horacio Rodríguez Larreta, tras votar en las elecciones de julio de 2015 en Buenos Aires
Horacio Rodríguez Larreta, tras votar en las elecciones de julio de 2015 en Buenos Aires - REUTERS

Jefe de Gobierno de Buenos Aires: «Argentina siempre preservó el derecho a la propiedad de las empresas españolas»

Horacio Rodríguez Larreta ha buscado en Madrid atraer inversiones hacia el sector tecnológico y cultural de su país

El Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires hizo referencia a una de las principales preocupaciones de los empresarios españoles: la seguridad jurídica que les ofrece Argentina

MadridActualizado:

Desde los inicios del mandato del presidente argentino Mauricio Macri, la búsqueda de inversiones extranjeras constituye un pilar fundamental de su promesa de gobierno. Y, en esta difícil apuesta, España resulta un jugador clave, tanto por la historia que une a ambas naciones, como por los lazos comunes que aún existen entre los dos países, a pesar de los desencuentros que han tenido lugar en los últimos años.

Por este motivo, no es casual que este martes Madrid se haya transformado en epicentro de un foro organizado por IE Business School, que tuvo como objetivo atraer capitales españoles a la nación del tango y del mate.

En el mes de febrero, el mismo Macri había visitado España -y hecho acto de presencia en la feria ARCO- con esa intención. Y ahora fue el turno del Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, quien estuvo presente en el foro, acompañado por el embajador argentino en España, Ramón Puerta.

Según enfatizó Rodríguez Larreta, la intención de su paso por la capital es clara: «Buscamos la reinternacionalización de la Argentina. Y decidimos empezar por Madrid».

En busca de «reconquistar» España

En su exposición en las aulas de IE Business School, los primeros minutos del discurso de Rodríguez Larreta estuvieron dedicados, casi de manera exclusiva, a presentar al país andino -y, en particular, a la ciudad de Buenos Aires- casi como una «meca» para las inversiones extranjeras.

Según puntualizó, los sectores en los que se busca fomentar el ingreso de capitales foráneos son, principalmente, el tecnológico, la industria del diseño, la cultura, el arte y la gastronomía. «En la actualidad, un 10% del PIB de la capital de Argentina proviene de esos segmentos», detalló el Jefe de Gobierno porteño, a lo que añadió que la apuesta es duplicar ese porcentaje: «Buscamos que el 20% de los habitantes de la ciudad trabajen en estas industrias».

Además de intentar seducir a las empresas españolas para que «pongan un pie» en territorio argentino, Rodríguez Larreta apuntó que el principal foco de su gestión -y de la del gobierno nacional a cargo de Macri- consiste en «atraer talentos». «No sólo buscamos que vengan compañías, sino también personas capacitadas», indicó y se mostró optimista: «Yo siempre digo que tengo que convencer a Mark Zuckerberg de que viva en Buenos Aires».

En este sentido, una de las cuestiones que el Jefe de Gobierno porteño quiso remarcar es que la «inseguridad» por la que es internacionalmente conocida Buenos Aires no es tal. «Se trata de una de las ciudades más seguras de América Latina. Y tiene índices de crimen comparables con los de las ciudades europeas», afirmó.

Preocupación del empresariado

Una vez expuesto el discurso de Rodríguez Larreta, una de las dudas que plantearon los empresarios españoles con respecto a la posibilidad de hacer negocios en conjunto con el país rioplatense fue por la «seguridad jurídica» de estas operaciones.

En este punto, el funcionario admitió que «es difícil hoy hablar de seguridad jurídica con la inestabilidad que ha tenido Argentina en los últimos tiempos» -haciendo referencia al período en el que gobernó el kirchnerismo en el país-. Acto seguido, afirmó que «en los casos que afectan a las empresas españolas, el derecho a la propiedad siempre se preservó, aún durante el gobierno anterior».

A punto de cumplir Macri un año y medio como presidente de Argentina -asumió el poder el 10 de diciembre de 2015-, Rodríguez Larreta fue consultado acerca de cuáles son los los logros conseguidos en términos de inversiones extranjeras en el país sudamericano hasta el momento, a lo que respondió: «No está medido. Darle un número a una medición es difícil. Lo más tangible y real es la inversión pública».

Sin embargo, Rodríguez Larreta confía firmemente en el potencial de la ciudad como destino de ingreso de capitales y en su atractivo cultural y artístico: «Tenemos entre 80 y 90 festivales de tango al año y un 35% del presupuesto de la ciudad está destinado a la inversión».