Un agente sale de una zona acotada cerca de dos cadáveres envueltos en plástico en Nezahualcóyotl
Un agente sale de una zona acotada cerca de dos cadáveres envueltos en plástico en Nezahualcóyotl - reuters
guerra contra el narcotráfico

La violencia en México provoca más muertos que las guerras de Afganistán e Irak

Según cifras oficiales del Instituto de Estadística mexicano, entre los años 2007 y 2014 murieron 164.000 civiles, frente a 103.000 que suman los dos conflictos en Oriente Próximo

Actualizado:

El asesinato el pasado sábado del activista Miguel Ángel Jiménez, el activista que lideró la búsqueda de los 43 estudiantes de Iguala desaparecidos el 26 de septiembre, y cuyos cuerpos no han sido todavía encontrados, a excepción de uno, se suma a la larga lista de asesinatos perpetrados en México.

México se presenta en la actualidad como uno de los países con un mayor índice de criminalidad, con un altísimo número de asesinatos, vinculados muchos de ellos al narcotráfico. Entre las víctimas, se contabilizan también numerosos periodistas (México es el país más peligroso para ejercer esta profesión después de Siria), como demostró hace unos días el hallazgo del cuerpo del fotoperiodista Rubén Espinosa, que huyó de Veracruz para refugiarse en la capital mexicana, temiendo por su vida. Sin embargo, nada pudo hacer, pues apareció junto al cádaver de cuatro mujeres en una vivienda en DF.

Según las últimas cifras ofrecidas hace unos días por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), desde que comenzó la guerra contra el narco, iniciada por el expresidente Felipe Calderón en 2007, hasta 2014 se contabilizaron 164.000 víctimas. Cifra que supera la suma de muertos, en ese mismo periodo, en las guerras de Afganistán e Irak, según indica el periodista Jason M. Breslow en «Frontline».

Según Breslow, en Afganistán murieron alrededor de 26.000 civiles desde que comenzó la guerra en 2001; mientras que en Irak la cifra se sitúa en 160.500 muertos, desde la invasión de EE.UU en 2003. Y va reduciéndose a medida que Estados Unidos rebaja su presencia en el país. Si circunscribimos las víctimas al mismo periodo, 2007-2014, la suma de ambas guerras arrojaría una cifra de 103.000 muertos, según datos de la ONU (referidos a Afganistán) y la web Iraq Body Count.

El peor año, 2011

Las cifras oficiales ofrecidas por el INEGI indican que solo en 2014 murieron 20.000 personas. Una cifra inferior al saldo que arroja el que está considerado como el peor año de la guerra contra el narco, 2011, en que se produjeron 27.000 asesinatos.

Establecer una cifra real de las víctimas en México es difícil, asegura Breslow, ya que los homicidios documentados en México no son vinculados directamente a la guerra contra el narco. Algunos estudios indican que solo el 55% de estas muertes deben contabilizarse como producto de este enfrentamiento, mientras que otros rebajan esta cifra al 34%. Los crímenes en los que no se utilizan armas de alto calibre, (estrangulados, encobijados, destazados, apuñalados hasta la muerte o asesinato de mujeres) no son considerados del crimen organizado.