Internacional

Internacional

Obama, sobre el abismo fiscal: «El acuerdo avanza, pero no está hecho»

Día 31/12/2012 - 20.38h
Temas relacionados

El presidente de EE.UU. insiste en la necesidad de subir los impuestos a los más ricos para evitar la recesión

El presidente de EE.UU., Barack Obama, ha comparecido este lunes para explicar cuál es la situación de las negociaciones para alcanazar un acuerdo sobre el pacto fiscal: «Un acuerdo está a la vista, pero aun no es definitivo, hay cabos por atar y tengo la esperanza de que el Congreso los ate hoy».

De esta forma Obama se ha referido a una serie de «avances», de los que todavía no ha concretado ninguno, para evitar el llamado «abismo fiscal». Eso sí, ha insistido en la necesidad de subir los impuestos a «los más ricos» ya que de esta forma se evitaría entrar en recesión y ha pedido a los legisladores un último esfuerzo para cerrar el compromiso antes de que acabe el año.

Según ha explicado el presidente, el acuerdo que está sobre la mesa en el Congreso «evitará que aumenten los impuestos de las clases medias, evitará que expiren bajadas de impuestos a empresas de energías renovables y extenderá los subsidios de desempleo».

Obama ha recordado que hubiera preferido un «acuerdo amplio» hace tiempo, con todos sus elementos, pero criticó que los republicanos, que tienen mayoría en la Cámara de Representantes, no hayan sido receptivos a ese gran objetivo.

Los pasos a seguir

«Vamos a resolver este problema en varios pasos. Mi propuesta requiere que los más ricos paguen impuestos más altos», ha añadido el presidente.

«Mantengamos la presión a ver si logramos que esto se resuelva en las próximas horas», animó Obama ante un público que lo aplaudió.

Si republicanos y demócratas no se ponen de acuerdo antes de la medianoche, entrarán en vigor aumentos de impuestos para todos los estadounidenses, empezarán a aplicarse recortes en todos los gastos del gobierno federal, y unos 2,3 millones de personas quedarán sin subsidio por desempleo, entre otras medidas incluidas en el llamado «precipicio fiscal».

Obama advirtió de que cada recorte de gastos del Gobierno federal que se acepte bajo un acuerdo eventual «deberá estar equilibrado con un incremento de las recaudaciones».

«Estoy dispuesto a reducir los gastos de Medicare (seguro médico público para los jubilados) a la par que encontremos formas de reducir los costos del cuidado de la salud en este país», aseguró el presidente.

Obama se ha mostrado dispuesto a reducir algunos gastos del gobierno federal para contener el déficit del presupuesto -que supera el billón de dólares anuales-, pero su fórmula se equilibra con un aumento de impuestos al dos por ciento de la población que tiene ingresos anuales de más de 250.000 dólares anuales.

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Comentarios:

Sigue ABC.es en...

La media tostada

Hace tiempo que, después de desayunar en una barra, convido a café y bollo a Willy, un nigeriano que suele estar delante de la puerta

Lo último...

ABC Viajar

Viajes

Las iglesias con un diseño más radical y diferente del mundo

P. SANTAMARÍA. Sorprendentes templos que compiten en diseño con las grandes obras de la nueva arquitectura

Más información en VIAJAR

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.