Emilio Aguinaldo, de la traición al amor «a la madre patria»

ABC entrevistó al primer presidente de Filipinas en 1962, justo antes de que falleciera, y reconoció que se la jugó a los españoles en Cuba

Actualizado:

Habían pasado más de seis décadas desde la independencia de Filipinas con respecto a España –de la que hoy se cumplen 120 años–, pero Emilio Aguinaldo tenía las cosas claras con respecto a su papel protagonista en la guerra de 1898: «Después de Filipinas, yo amo a la madre patria España y algún día querría ir a ella. Los norteamericanos nos traicionaron», repetía el antiguo general insurrecto cuando recibió a ABC, en 1962, en su casa de Cavite. Un deseo que no pudo cumplir al fallecer, a los 94 años, dos semanas antes de publicarse la entrevista.