Nacional

null

Hemeroteca > 29/12/2004 > 

Rajoy responde a Zapatero que «decir que España es una nación no es crispar»

El presidente del PP recuerda al Gobierno que «la inmensa mayoría de los españoles no son ni republicanos ni independentistas como ERC»

Actualizado 29/12/2004 - 01:52:02
EFE  El presidente del PP bromea con dos payasos durante su visita a la Muestra Infantil de Málaga
EFE El presidente del PP bromea con dos payasos durante su visita a la Muestra Infantil de Málaga

MADRID. «Yo lo que digo es que España es una nación, la más vieja de Europa, que así lo dice la Constitución y así lo creen muchos españoles. Si eso al Gobierno le parece que es generar crispación, yo tengo que decir que entre mis obligaciones no está la de bajarme los pantalones ante Esquerra Republicana de Catalunya».

Con estas palabras respondió ayer el líder de la principal fuerza de la oposición, Mariano Rajoy, al llamamiento a la «descrispación» que hizo la víspera el equipo de José Luis Rodríguez Zapatero.

Rajoy, que se encontraba de visita en Málaga, recordó al jefe del Ejecutivo que hablar de los problemas que preocupan a la gente es «una obligación de cualquier dirigente político», y más aún cuando se está debatiendo un tema tan importante como es España y «tenemos un presidente del Gobierno que dice que el concepto de nación es un concepto discutible». «Yo no creo que España sea una nación donde haya cuatro o cinco naciones, como parece que cree el presidente de Gobierno que tenemos», añadió.

El líder popular acusó a Zapatero de generar y propiciar un debate con los «nacionalistas radicales» en el que ya no se sabe qué quieren reformar: la Constitución, su Artículo 2, su Preámbulo... Recordó que los grandes acuerdos siempre se hicieron entre los grandes partidos, PP y PSOE, y advirtió a Zapatero que «la inmensa mayoría de los militantes del Partido Socialista» creen que España es una nación.

También pidió Rajoy a los andaluces una «voz clara y contundente» en este asunto. «Andalucía tiene una importancia decisiva en lo que es el conjunto de España y hay ocho millones de andaluces que yo tengo la firme convicción de que creen que España es una nación y que luego hay nacionalidades y regiones, que es lo que hemos dicho en la Constitución».

Insistió Rajoy en que no es bueno para España que el Gobierno haya elegido como socios a Esquerra Republicana y a Izquierda Unida: «No es bueno para la política territorial ni es bueno para la política económica». Añadió que «hay muchísimos millones de españoles que no coinciden con Esquerra Republicana. ERC es un partido, como su propio nombre indica, republicano y además independentista, y la inmensa mayoría de los españoles no lo son, voten al PP, voten al Partido Socialista o voten a quien sea».

Por todo ello, el presidente del PP pidió al Gobierno que pacte con ellos lo que quiera, pero que «no juegue» con los temas constitucionales y los que afectan a la unidad nacional, «a la esencia de España y a lo que nos hemos dado entre todos y tanto trabajo nos costó conseguir. Y eso no es generar crispación, eso es decir cosas serias, decir la verdad y decir aquello en lo que cree muchísima gente».

En el mismo tono de serenidad y firmeza, agregó: «Yo, en realidad, le deseo acierto (a Zapatero), pero soy bastante escéptico, sobre todo en los temas esenciales». En opiniónde Rajoy, «tenemos una política exterior hecha unos zorros, una política territorial generando muchas dudas al conjunto de los españoles y una política económica que se caracteriza por no hacer nada. Estos son los tres temas importantes y el Gobierno debe esmerarse».
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.