Gente

Gente&Estilo

Hemeroteca > 20/01/2002 > 

El enfado de Anne Igartiburu

Actualizado 20/01/2002 - 10:43:47
Sobre estas líneas, Roberto Verino acompañado por María Reyes, Anne Igartiburu y Jose Toledo. Ernesto Agudo
Sobre estas líneas, Roberto Verino acompañado por María Reyes, Anne Igartiburu y Jose Toledo. Ernesto Agudo
Lío del bueno fue el que se ha montado con la presentación del libro de Manolo Royo «Manólogos» (Temas de Hoy) que el pasado jueves se celebró en la sala Alquimia de Madrid. Lío porque en la tarjeta de invitación se anunciaba como presentadora de este trabajo a la televisiva Anne Igartiburu y a Luis Alfonso de Borbón. Hasta ahí, lo normal. La sorpresa llegó cuando la víspera, durante la cena que el diseñador gallego Roberto Verino ofreció para dar a conocer el acuerdo que ha hecho con la firma de cerámicas Saloni por el que ha realizado la colección celta, unas cerámicas inspiradas en los colores de su Galicia natal -«diseñar cerámica sólo es otra forma de vestir a la mujer»- como él dice, apareció Anne Igartiburu resplandeciente con un smoquin negro y unos impresionantes pendientes de oro blanco y brillantes. Anne, al igual que la presentadora José Toledo y la modelo María Reyes, fueron contratadas para dar la cara y poner el cuerpo a esta nueva faceta de Verino, un hombre de tendencias y de vino, otra de sus grandes pasiones. Las tres posaron, apoyaron al modista y dejaron que los invitados -en su mayoría del gremio de las porcelanas- vieran de cerca a tres rostros que sólo llegan a sus casas a través de la pequeña pantalla. Fue un trabajo más que tuvo su anécdota cuando Anne confesó que nadie le había pedido permiso para que apareciera su nombre en el tarjetón de convocatoria de Manolo Royo y hasta mostró su indignación ante varios periodistas de cómo se podían hacer cosas así. «Lo único cierto es que una tarde de diciembre coincidí con Manolo en el Circo, en un acto que organizó Enrique Cornejo. Allí nos saludamos y me invitó a que acudiera a la presentación de un libro que estaba a punto de publicar. Luego, ya no hemos vuelto a hablar de ese tema hasta que me encuentro con esas invitaciones donde se anuncia que yo presentaré el libro. Me parece algo sorprendente». Anne también contó que se había puesto en contacto con Luis Alfonso de Borbón para conocer su versión y que tampoco sabía nada de esa convocatoria a la que no iba a acudir por otros motivos.
Lógicamente, hablé con Manolo Royo para que explicara lo sucedido y el humorista señaló que Anne era amiga suya, que esa tarde en el Circo le invitó a que amadrinara su trabajo y que como estaba con Luis Alfonso hizo extensiva esa invitación a los dos. «Me dijeron que sí y yo se lo comuniqué a la editorial. Tal vez el error haya sido ponerles como presentadores y no como padrinos». Lo que no entendía es porqué Anne se quedó tan sorprendida «cuando me llamó hace cuatro días para disculparse por no poder asistir». De Luis Alfonso dice que «es un señor y él también se ha disculpado con la editorial». Al final, esa tarde actuó un mago, habló Carlos Malo de Molina y apareció Silvia Tortosa. Por cierto, ninguno de los tres estaba anunciado.
NOCHE DE VINO Y ROSAS PARA NIEVES HERRERO
Unir el vino a las mujeres es lo que ha hecho Alejandro Morales al crear los premios «Las mujeres y el vino» por el que se elegirán diez mujeres a lo largo de los diez meses del año 2002 (se salva el verano) que se premiarán por los libros que hayan escrito. La primera, la de enero, fue Nieves Herrero por su novela «Esa luna rota», y su galardón lo recibió en una divertida cena en el restaurante O´Choko donde contó con la compañía de Mari Carmen y sus muñecos, José Manuel Parada, Miguel Ángel Almodóvar, la actriz Concha Cuetos, la enóloga Isabel Mijares y los caldos de las bodegas Paternina que lograron que las mesas fueran subiendo de tono a medida que transcurría la velada. Así hasta la locutora Juana Ginzo, a sus 81 años y con una minifalda, decidiera beber por primera vez un vaso de vino o que el novio de la propia Herrero, Guillermo Mercado, se ruborizara cuando le animaron a que dijera algo de la homenajeada. Nieves aclaró que en sus planes no está el matrimonio ni tener más hijos. Se da por satisfecha con sus dos niñas y con su relación con su pareja. Academia Palanca y el divertidísimo Paco Clavel (su pulsera hecha a base de tarjetas conversoras de euros a pesetas no tiene palabras) se unieron a esta velada.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.