El desayuno es un buen momento para estrechar lazos y mejorar la comunicación familiar
El desayuno es un buen momento para estrechar lazos y mejorar la comunicación familiar

Los cinco motivos por los que merece la pena desayunar en familia

Realizar las comidas en familia es una de las conductas que más contribuyen a la educación y a la estabilidad y bienestar familiar

Actualizado:

Según un estudio, realizar las comidas en familia es una de las conductas que más contribuyen a la educación y a la estabilidad y bienestar familiar. Es por eso que los expertos de Quaker indican 5 motivos por los que la mejor manera de empezar el día es a través del desayuno:

• ¡Todos a la mesa! Empezar el día sin prisas y poder disfrutar del desayuno acompañado se puede convertir en uno de los mayores placeres familiares de la mañana, ya que es un buen momento para estrechar lazos y mejorar la comunicación familiar. Se ha observado que, comer en familia tres o más veces por semana, es beneficioso para los niños, ya que se incrementa la probabilidad de que éstos consuman alimentos saludables y se reduce la probabilidad de que padezcan trastornos alimentarios o sobrepeso.

• Decoración y mucho colorido. Para concienciar de la importancia del desayuno a los más pequeños, anima a que toda la familia participe preparando la mesa y el desayuno. ¿Un consejo? Hacer un concurso familiar de la presentación: flores, vajilla, decoración, emplatado... ¡todo vale!

• Dosis de concentración para el colegio. Durante el desayuno, aportamos a nuestro organismo los nutrientes esenciales para un buen rendimiento no solo físico, sino también intelectual. De esta manera, se mejora la capacidad de concentración de forma positiva durante las actividades matutinas.

• Alimentación saludable a lo largo del día: un desayuno saludable y equilibrado debe contener entre el 20 y 25% de las calorías que consumimos diariamente, por lo que propicia que gestionemos mejor la ingesta del resto de las comidas de la jornada y activa nuestro metabolismo. Se debe procurar combinar en el desayuno al menos 3 grupos de alimentos como los lácteos, las frutas y los cereales integrales. Pueden combinarse perfectamente a través de recetas muy nutritivas para el desayuno, como el clásico porridge inglés.

• ¡Momentos de aprendizaje! La mejor forma de llevar un estilo de vida saludable es adquiriendo los hábitos desde niños. Compartir momentos es la mejor excusa para transmitir hábitos, valores y disfrutar del aprendizaje común.