El «bullying» ya es una de las grandes preocupaciones de los adolescentes

Actualizado:

El acoso escolar o «bullying» ya es una de las grandes preocupaciones para el 40% de los adolescentes españoles, como revela una encuesta realizada por Aldeas Infantiles SOS entre más de 2.800 estudiantes de Secundaria de todo el país. Incluso más de la mitad de ellos (54%) confiesan que protestan cuando una situación es injusta y el 56% apoya a un compañero si ve que lo está pasando mal.

En concreto este estudio, que se enmarca dentro del programa de educación en valores de Aldeas Infantiles SOS llamado «Párate a pensar», señala que para los adolescentes «las relaciones de acoso, competencia o bullying» les preocupan más que otras cuestiones como las de índole amoroso, de amistad o de aislamiento (en un compañero). Pero ante estas situaciones no todos se comportan de la misma manera. Hay un 56% que cuando ve a un compañero pasarlo mal intenta «darle ánimos o acercarse de alguna forma»; un 20% que se vuelca con esa persona sólo si es su amiga; un 14% que no suele hacer nada pero la situación le incomoda y un 10% al que el dolor ajeno le genera cierta indiferencia.

Según explica Aldeas Infantiles, ante una injusticia los estudiantes protestan, bien expresando su desacuerdo (54%) o intentando «hacer algo» (22%) siempre y cuando el motivo le sea cercano. Si el motivo de la injusticia lo entienden más lejos, «tan solo el 4% se informa al respecto». Un 16% de los estudiantes se siente impotente ante la situación y se frustra y casi el 4%, no reacciona de ninguna manera.

Un futuro optimista

La encuesta realizada ofrece también una radiografía de otros aspectos que rodean la vida de los estudiantes de Secundaria. Ante la crisis económica y las posibilidades de futuro que se les plantean, los jóvenes se muestran optimistas, pues casi el 58% dejó su respuesta en un «ya veremos, tengo que seguir avanzando». Cerca del 20% ve «infintas» posibilidades de futuro y son un 4% los que se ven sin demasiadas opciones.

La cuarta parte de los adolescentes no admiran a nadie de su misma edad, pero los que sí lo hacen, suelen valorar la capacidad de salir de una situación dolorosa (24%) o conseguir cosas importantes siendo tan joven (21%). Las buenas notas o la iniciativa las valoran con un 12% cada una de ellas.

Aunque, de forma mayoritaria, sienten que los adultos les respetan

(35%), cerca de un 20% de los encuestados creen que están sobreprotegidos, un 18% opina que le «meten demasiada presión» y un 15% se queja de que le «sermonean». «Un 11% de los encuestados han señalado respuestas que denotan la ausencia de una relación sana entre chavales y adultos: 'pasan de mí, como si no existiera', 'como si no valiera nada' o 'como si fuera un delincuente'», destaca Aldeas Infantiles.

En este sentido, apunta que un tercio de los jóvenes pediría aprobar el curso si pudiera hacer un sueño realidad, mientras el 22% querría una tarjeta de crédito sin límite. «Parece que grandes deseos de independencia no tienen, pues solo un 7% pediría vivir independiente de su familia y casi un 12% elegiría que se pudiese usar el móvil en clase», explica la ONG.

La importancia de la familia

Sin embargo, a la pregunta «Crees que no podrías vivir sin...», solo un 5% eligió el teléfono móvil. La mayoría lo tuvo muy claro en esta pregunta: no podrían vivir sin una familia el 74% de los alumnos y sin sus amigos un 17%. Sí podrían vivir si les faltaran las nuevas tecnologías, pues el correo electrónico y las redes sociales son imprescindibles para sobrevivir solo para un 4%.