Meryl Streep
Meryl Streep - GTRES

Meryl Streep: «Me tuve que hacer la muerta para que pararan de golpearme»

La reconocida actriz confiesa dos sucesos muy duros de su vida

MADRIDActualizado:

Por si fuera poco con la denuncia que salió a la luz de Meryl Streep sobre los abusos que sufrió por parte del actor Dustin Hoffman en 1979, la reconocida actriz se ha atrevido a hacer, precisamente en estos momentos, unas revelaciones muy valientes sobre dos oscuros sucesos que vivió.

En el marco de la gala de premios anuales del Comité de Protección de Periodistas estadounidenses, celebrada el miércoles pasado en Nueva York, la protagonista de la película «La dama de hierro» ensalzó la importancia de la profesión contra la tiranía y las noticias sancionadas por el estado y la labor de las mujeres en el mundo del periodismo de investigación, que hace años estaba reservado exclusivamente a hombres.

«Reconocemos el cóctel especial de veneno y ridículo que siempre está teñido de amenaza sexual que se sirve en línea para las mujeres, cualquier mujer en cualquier profesión, que se pone de pie para decir la verdad», expresaba la ganadora de varios Oscar. Y proseguía su discurso recogido por el portal «Daily Beast»: «Pero sí sé algo sobre el verdadero terror: las dos veces en mi vida en que me amenazaron y me tuve que enfrentar a la violencia física real, aprendí algo sobre la vida que de otro modo no hubiera sabido y tuve suerte, porque mis instintos me fueron útiles».

Tras estas palabras, Streep hizo su insólita revelación: «En un caso, me tuve que hacer la muerta para que parasen de golpearme. Y la segunda vez que me ocurrió, alguien estaba siendo atacada y me volví completamente loca y fui tras este hombre. Pregúntale a Cher, ella estaba allí. Y el matón se escapó, fue un milagro».

Estas duras confesiones llegan después de que saliese a la luz una entrevista de Streep con «The Times» hace ahora 38 años, en la que denunciaba que Dustin Hoffman trató de tocarla más de lo debido el día en que se conocieron, cuando ella se presentó a una audición para una obra que el actor iba a dirigir.