Matilde Solis, en diciembre de 2014
Matilde Solis, en diciembre de 2014 - GTRES

Matilde Solís, sobre el psiquiatra Javier Criado: «Sufrí abusos sexuales»

La ex mujer del duque de Alba vuelve a romper su silencio para hablar del trato que recibió por parte del sevillano

MADRIDActualizado:

Los supuestos abusos a pacientes que durante años llevó a cabo el psiquiatra Javier Criado cobraron fuerza en la prensa nacional en 2015, cuando Matilde Solís, la ex mujer del duque de Alba, publicó una carta donde hablaba sobre Criado y explicaba los motivos que la habían llevado a intentar quitarse la vida. Desde entonces la aristócrata no había querido pronunciarse sobre el tema. Ahora, dos semanas después de que Criado acudiera al Juzgado de Instrucción 19 de Sevilla para declarar como investigado tras la demanda de una de sus pacientes, de quien supuestamente habría abusado en 2015, Solís vuelve a romper su silencio a través de unas líneas en su perfil de Facebook: «Hola! En la carta que escribí hace meses, no especifiqué a qué tipo de abusos me sometió Javier Criado, así que lo digo ahora. Sufrí abusos sexuales. A parte de todo lo demás. Las mujeres que han dado su testimonio, me han dado mucha fuerza. Que se avergüence el psiquiatra. Yo no lo haré más».

Mailde Solís, en su cuenta de Facebook
Mailde Solís, en su cuenta de Facebook-ABC

Tal y como publicó ABC de Sevilla el día de la vista oral, Criado negó todos los hechos que le acusaban, el último lo habría cometido supuestamente en 2015, cuando presuntamente habría atentado contra la integridad moral de una de sus pacientes. La abogada de esta paciente comentó a la salida del juicio que Criado había asegurado que el conjunto de las denuncias interpuestas por algunas de sus pacientes «se debe al ánimo de venganza de todas las mujeres contra él». Para poder hacer más fuerza en la causa, la asociación Veritas, ha aglutinado a un grupo de 24 mujeres, entre las que se encuentra Solís. Todas ellas denunciaron al psiquiatra, pero sus denuncias no se admitieron a trámite porque los hechos ya habían prescrito. La única que ha seguido el cauce judicial ha sido la de esta paciente, a la que atendió en 2015. La abogada de la asociación que lleva el caso no descarta que estas mujeres declaren como testigos durante el proceso.