Última Hora Confusión en Nimes: Las autoridades francesas desmienten el tiroteo

Gente&Estilo - Gente

Matías Prats: «Pensé que mis problemas oculares me retirarían. Ha estado muy cerca»

El periodista ha hablado de los duros meses que ha pasado por sus problemas y ha contado que ha tenido que pasar dos veces por quirófano. «Pensé que no volvería a la patalla»

Matías Prats
Matías Prats - Archivo ABC

Matías Prats continua apartado de su puesto de presentador de los informativos del fin de semana de Antena 3, su ausencia fue muy notable en el despliegue informativo de la cadena a raíz de los ataques yihadistas de París el pasado mes de noviembre. El motivo como ya adelantó ABC, era que el periodista de 63 años sufría un desprendimiento de retina, un trastorno ocular que puede derivar en la pérdida total de la visión.

Desde ese momento, mucho se ha hablado al respecto, pero en contadas ocasiones Prats ha dado alguna declaración sobre sus problemas oculares. Después de tantos meses en silencio, el comunicador ha concedido una entrevista a una conocida revista para despejar las dudas del polémico tema.

ABC

Ahora que poco a poco va viendo la luz al final del túnel, Matías Prats cuenta al detalle lo mal que lo ha pasado y lo mucho que ha sufrido, tanto por dolor como por el hecho de que veía cómo peligraba su visión. «Cuando estaba prácticamente recuperado de la primera operación, empecé a ver mal. Fui al oftalmólogo y ya no me dejaron salir. Me dijeron que me tenía que quedar... o perdía la visión del ojo», confiensa en la entrevista.

Dos desprendimientos de retira consecutivos y tras ser dos veces intervenido en quirófano, el periodista confía en que pronto volverá a su puesto de trabajo. «Tenía tanto dolor y tantas molestias que pensé: 'Hasta aquí hemos llegado'», explicaba Prats. «Regresaré lo antes posible. De momento no hay fecha concreta, pero será cuanto antes. Los espectadores me verán con gafas o sin ellas, pero me volverán a ver», añade.

El popular presentador ha hecho hincapié en que pese a lo duro que han sido los últimos meses para él, no pierde la esperanza de recuperarse al completo. «He tenido que estar tres meses bocabajo, mucho tiempo mirando al suelo. Tenía unos aparatos que me hacían la postura más llevadera, un juego de espejos me permitía ver la televisión bocabajo y he escuchado mucha radio», dice. Meses muy difíciles que poco a poco va dejando atrás. «Ahora puedo hacer una vida práticamente normal, con la única rémora de una visión imprefecta, pero confío plenamente en el futuro», cuenta ilusionado por volver a la normalidad.

Toda la actualidad en portada

comentarios