Leticia Sabater
Leticia Sabater - Gtres

Leticia Sabater se opera: «Me muero de nervios por saber si tengo el ojo en Cuenca, en Badajoz o en Madrid centro»

La presentadora se ha librado del estrabismo que sufría, ahora solo queda esperar el resultado

MadridActualizado:

De forma involuntaria, un detalle de su fisonomía se ha convertido en parte inseparable de Leticia Sabater hasta ayer: el estrabismo. La enfermedad que padecía la presentadora era que uno de sus ojos se desviaba y le impedía fijar la mirada en el mismo punto. Es decir, que Leticia Sabater es bizca. «La gente se pone un poco pesada con ese tema», explicó en 2010 a la revista «Primera Línea». En aquellas declaraciones, la presentadora profundizaba en su problema: «Eso que tengo en el ojo es una especie de tic que me da cuando pienso en algo muy específico», pero añadía un detalle que ahora puede felizmente desmentir: «No es operable».

El pasado mes de julio, Sabater dio la que probablemente fuese la exclusiva más importante de su vida: «Me voy a operar el ojo». E inmediatamente hizo la broma, pensando quizá que alguien la estaba esperando: «El de arriba». Después del delicado momento y su imprescindible matiz, aclaró que muchos piensan que es «su seña de identidad».

Hoy, casi cuatro meses después, la ex concursante de «Supervivientes» ha pasado por quirófano para corregir lo que ella misma ha bautizado como su «ojo rebelde».

Ella misma, a través de una publicación en Instagram, ha sido la encargada de anunciar la noticia y ha tranquilizado a sus seguidores confirmando que la operación «ha sido un éxito». Ahora solo queda esperar el resultado final: «Me muero de nervios por saber si tengo el ojo en Cuenca, en Badajoz o en Madrid centro», ha escrito la presentado demostrando que ha superado todos los chistes que se han hecho durante años sobre su problema.