Vídeo: David Bustamante y Paula Echevarría ya están divorciados - GTRES

David Bustamante y Paula Echevarría hacen oficial su divorcio

El cantante y la actriz confirman el fin de su matrimonio y piden respeto para su familia y, en especial, para su hija Daniella

Actualizado:

No hay vuelta atrás. Tras meses de especulaciones sobre el posible divorcio de Paula Echevarría y David Bustamante, ahora sus protagonistas lo han hecho público. A través de un comunicado que publica la revista «¡Hola!», el cantante y la actriz aseguran que, catorce meses después del cese de la convivencia, han firmado un acuerdo de divorcio.

Ha sido el abogado del cantante, Ignacio Palomar Ruiz, el encargado de dar la noticia a través de la publicación: «Los cónyuges deben ratificar en el Juzgado ese convenio siendo un trámite meramente formal».

Como han hecho cada vez que se les ha preguntado por la ruptura de su matrimonio, en el comunicado han querido destacar «el cariño y respeto que nos tenemos». Además, explican también que se trata de «una decisión muy meditada y tomada de mutuo acuerdo».

Una vez más, Bustamante y Echevarría piden respeto para toda su familia, pero especialmente para su hija Daniella. Durante los últimos meses han insistido mucho en este aspecto, especialmente la actriz, que tras pedir varias veces que no la siguieran, llegó a grabar a los fotógrafos que la esperaban a la salida de un hospital cuando se encontraba junto a su padre y su hija.

Con estas palabras la que fue una de las parejas más queridas del panorama español pone fin a su matrimonio de más de once años. Una decisión muy previsible. La pasada semana pasado fue la propia Paula Echevarría la que confirmó su relación con Miguel Torres a la recista «Corazón» en exclusiva. «Miguel y yo tenemos una relación maravillosa y seria. El tiempo nos dará la razón», ha afirmado a la citada revista.

Según aseguran, lo que comenzó como una relación a distancia a principios de año, primero por teléfono y luego con varios encuentros, poco a poco se ha ido afianzando hasta convertirse en «una relación seria».