Gente / Casas Reales

Gente&Estilo

Gente / Casas Reales

Los Príncipes de Asturias: vacaciones privadas entre rumores de distanciamiento

Día 18/08/2013 - 13.06h
Temas relacionados

Doña Letizia intenta marcar un espacio propio que, a veces, choca con su condición de Princesa

Recién llegado de Paraguay, el Príncipe de Asturias ha reanudado este fin de semana sus vacaciones tras un paréntesis de cuatro días y en medio de fuertes rumores de crisis matrimonial. Estos rumores empezaron antes del verano, alimentados por unas cuantas salidas privadas de Doña Letizia en solitario con sus amigos y alguna que otra del Príncipe, como cuando acudió solo al cumpleaños de su primo, Beltrán Gómez-Acebo. Pero, acto seguido, las especulaciones se diluyeron con los gestos cariñosos del matrimonio en público.

Los rumores se dispararon de nuevo cuando la Princesa abandonó Mallorca tres días antes que su marido y sus hijas, sin ningún motivo que lo justificara. Como también había llegado a Palma tres días después, Don Felipe sólo estuvo acompañado por su mujer cinco de los diez días que pasó en la isla. Acostumbrado a la presión desde niño, el Heredero no ha mostrado en público el menor cambio, pero en su círculo más estrecho perciben que «el Príncipe lo está pasando mal». La razón no sería el desafecto, pues aseguran que «sigue enamorado», sino el difícil encaje de su esposa en la Institución. Nueve años después de la boda, Doña Letizia sigue marcando un espacio propio fuera de la familia, continuación de su vida anterior, que en ocasiones choca con su actual condición. Además, se muestra impermeable a consejos y sugerencias.

Segunda etapa de vacaciones

Su escapada de Mallorca también le impidió asistir al almuerzo que la Familia Real ofreció al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en el Palacio de Marivent, al que sí asistieron los Reyes y el Príncipe. Incluso, a los postres, las Infantas Leonor y Sofía acudieron a saludar al jefe del Ejecutivo.

Según fuentes próximas a la familia, los Príncipes sí pasarán juntos esta segunda etapa de vacaciones, pero en la intimidad. Tras regresar de Asunción, Don Felipe se ha unido a su esposa y a las Infantas Leonor y Sofía, que se trasladaron hace una semana a un destino vacacional desconocido. Igual que en los veranos anteriores, no se hará público el lugar elegido por la familia, salvo que sea sorprendida por los paparazzi. El hecho de que no se sepa dónde se encuentran los Príncipes en estos momentos supone una extraña excepción en el mundo de las Familias Reales europeas.

En parte por ello, y en parte por los rumores de crisis, Don Felipe y Doña Letizia se han convertido este verano en el objetivo más buscado por la prensa del corazón. En algunos círculos se comenta que esa foto de los cuatro juntos en estas vacaciones privadas ayudaría a disipar los rumores. Sin embargo, la esposa del Príncipe siempre ha sido muy celosa de su privacidad y está convencida de que es compatible con su condición de consorte. Ese empeño en distinguir entre su faceta pública y la privada, así como la creencia extendida de que es «una princesa de ocho a tres», han motivado numerosas críticas en un país en el que la Familia Real ha ejercido como tal las 24 horas de los 365 días del año.

Una elección libre

Curiosamente, Doña Letizia e Iñaki Urdangarín (ahora apartado) son los únicos miembros de la Familia Real que decidieron voluntariamente integrarse en ella, porque los demás nacieron en el seno de una Dinastía en la que se les inculcó desde la infancia la vocación permanente de servicio.

Cuando Doña Letizia se casó con el Príncipe asumió libremente sus ventajas y servidumbres. Incluso, en los primeros años fueron patentes sus esfuerzos por convertirse en la Princesa de Asturias que esperaban los españoles. Pero nunca renunció a eliminar la barrera que separa lo personal de lo oficial, a pesar de que, en una Monarquía, familia e institución, vida y oficio son una misma cosa. De hecho, sigue echando de menos los tiempos en los que podía salir a la calle sin escoltas y sin que la reconocieran. Para Doña Letizia lo ideal sería pasar inadvertida en sus salidas privadas.

El próximo acto oficial de la Princesa será acompañar al Príncipe en Buenos Aires el 7 de septiembre en la presentación de la candidatura madrileña para los Juegos Olímpicos de 2020. Don Felipe viajará a Argentina a primeros de mes para ensayar y Doña Letizia se unirá después. Quizá el verano sirva para reflexionar.

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad

Sigue ABC.es en...

El corazón de los miércoles
«¡HOLA!»
«¡HOLA!»
«DIEZ MINUTOS»
«DIEZ MINUTOS»
«SEMANA»
«SEMANA»
«LECTURAS»
«LECTURAS»
revistas del corazón
La revista «¡Hola!» publica en su portada las primeras imágenes de la pareja en una actitud de lo más cariñosa
Alerta Rosa
ABC.es La actualidad del mundo del corazón, cada semana, de la mano de Beatriz Cortázar
El armario de Doña Letizia
.
Lució un abrigo de firma alemana y de color «rojo España» durante su viaje oficial a Berlín con el Rey Felipe VI
Los protagonistas del entrañable anuncio de la Lotería de Navidad visitan ABC.es.
Radio Pesquera
Jueves, 12.30 h.
La guitarra clásica de Nono García y la guitarra eléctrica de Pablo Novoa visitan ABC para responder las preguntas de los lectores y presentar «Radio Pesquera»

Encuentra los mejores restaurantes

Por tipo de cocina

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Hoy en TV

Programación Televisión

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.