Gente / Casas Reales

Gente / Casas Reales / duques de cambridge

Un posible rey (o reina) para el siglo XXII

Día 04/12/2012 - 18.53h
Temas relacionados

El primer bebé de los Duques de Cambridge será el tercero en la línea sucesoria sin que importe su sexo, y alcanzaría el trono en la segunda mitad del siglo si los Windsor siguen su curso

Un posible rey (o reina) para el siglo XXII

Durante la fiesta final en el palacio de Buckingham por el Jubileo de Diamantes de Isabel II, los Windsor coreografiaron a la perfección la voluntad de permanencia y continuidad de la dinastía: a pesar de que su marido, el Duque de Edimburgo, estaba enfermo, la Reina de Inglaterra aguantó varias horas de pop y rock y subió al escenario para escuchar atentamente al «portavoz» de la Familia Real en aquella velada musical: su hijo el Príncipe Carlos quien, a sus 64 años, espera –con impaciencia, según trascendía la semana pasada– su turno para reinar. La presencia de su primogénito, Guillermo, completaba el mensaje cuidadosamente empaquetado durante los meses de celebración jubilar: hay Windsor para rato.

El anuncio ayer del primer embarazo de los Duques de Cambridge culmina una temporada redonda para la monarquía británica, iniciada con la boda de Guillermo y Catalina en abril del año pasado y afianzada con el éxito de las celebraciones por los 60 años en el trono de Isabel II en junio. De seguir en el trono, dentro de cuatro años superará al único monarca antes que ella que celebró seis décadas en el «cargo», la Reina Victoria.

Los índices de popularidad de la Corona están en cifras históricas. Un contundente 73% prefiere la monarquía como forma de Estado. Y una encuesta de la empresa Ipsos Mori publicaba el mes pasado situaba al Duque de Cambridge como el miembro más querido de la Familia Real británica, con un apoyo del 62%, la más alta alcanzada por un Windsor desde 1984. El Príncipe de Gales, por su parte, no logra más que un 21%.

Hipotética subida al trono en los 2060

A pesar de la poca popularidad del «número 1» en la línea sucesoria, la solidez de la institución apunta a que Carlos, primero, y Guillermo después, seguirán los pasos de Isabel II. Si la soberana, a sus 86 años, sigue los longevos pasos de su madre, que murió a los 101, el Príncipe de Gales podría seguir en la sala de espera otros quince años. A partir de aquí, James Kirkup, de «The Times», se aventura a especular con una peculiar calculadora biológica.

Según el periodista, el Duque de Cambridge –nacido en 1982– vivirá de media 76 años, aunque sus condiciones de vida podrían estirarla hasta los 86, dice. Siempre que las leyes de la naturaleza no alteren la ecuación y se mantenga la forma de Estado en Gran Bretaña, el primogénito de los Duques de Cambridge accedería entonces al trono en los 2060 –en 2068 según los cálculos de Kirkup–, con más de 50 años –56 si se cumple su peculiar profecía–. Si aceptamos que la esperanza de vida para los nacidos hoy podrá acercarse al siglo, no es descabellado –aunque si aventurado, claro– afirmar que podríamos asistir en algún punto entre abril y junio del año que viene al nacimiento del tercer biznieto de Isabel II como primer rey del siglo XXII.

Rey o reina, porque –si el embarazo llega a término– la criatura desplazará a su tío Enrique para situarse tercera en la línea sucesoria de los Windsor sea cual sea su sexo. A finales de octubre, los 16 países que tienen a Isabel II como jefa de Estado (incluidos Canadá y Australia, además del Reino Unido) aprobaron durante una cumbre de la Commonwealth en Perth (Australia) abolir la preferencia masculina en la sucesión al trono. Aunque la legislación que traslade este consenso a la constitución no escrita de las islas está por aprobar, el consenso constitucional es que el acuerdo de los llamados Reinos de la Commonwealth es suficiente. Por tanto, en Europa solo España, Lichtenstein y Mónaco mantienen sus «leyes sálicas».

Proyecto de ley en camino

El viceprimer minisgro, el liberal Nick Clegg, aclaraba este martes de todas formas que el proyecto de ley para poner negro sobre blanco el consenso expresado en Perth ya está ultimado y listo para iniciar el trámite legislativo. Clegg es responsable dentro del Ejecutivo de coalición de las cuestiones constitucionales, y defiende esta modificación dentro de su visión de «modernización» del Estado británico. Los liberales no han logrado modificar el sistema de voto, rechazado por el 67% de los votantes en un referéndum en mayo de 2011, ni la composición de la Cámara de los Lores, debido al fuerte rechazo en las filas conservadoras.

Así que en ausencia de cambios en la forma de Estado y tragedias, el bebé que nazca el año que viene será rey o reina después de su abuelo, el Príncipe Carlos (63 años), y de su padre el Príncipe Guillermo (30). Así lo explicó el primer ministro entonces: «Si los Duques de Cambridge tienen una niña, esa niña será un día nuestra reina». Y, si hacemos caso a las casas de apuestas online, se llamará Elizabeth (Isabel), o Diana. Y Carlos si es varón.

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad

HASTA SIEMPRE

Ciento volando

por Paloma San Basilio

Sigue ABC.es en...

El corazón de los miércoles
«¡HOLA!»
«¡HOLA!»
«LECTURAS»
«LECTURAS»
«DIEZ MINUTOS»
«DIEZ MINUTOS»
«SEMANA»
«SEMANA»
El armario de Doña Letizia
La Reina de España lució un traje chaqueta color blanco para su audiencia en privado con el Papa Francisco, junto a Felipe VI
Alerta Rosa
ABC.es La actualidad del mundo del corazón, cada semana, de la mano de Beatriz Cortázar
Not Found

Not Found


HTTP Error 404. The requested resource is not found.

Lo último...

Not Found


HTTP Error 404. The requested resource is not found.

Not Found


HTTP Error 404. The requested resource is not found.

Prueba los nuevos juegos web

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.