Fernando Gómez

Obligan a Osakidetza a pagar 100 millones a sus empleados por complementos de desarrollo profesional

El Servicio vasco de Salud suspendió las convocatorias en 2012, un año después de su lanzamiento

VitoriaActualizado:

El Servicio vasco de Salud (Osakidetza) deberá resolver las convocatorias de desarrollo profesional que suspendió en 2012 y abonar a cerca de 7.000 empleados los complementos salariales correspondientes, cuya cuantía podría superar los 100 millones de euros. Así lo ha decretado el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) a instancias del sindicato ELA, que asegura que el fallo «revierte uno de los muchos recortes aplicados a la plantilla» que ha situado la pérdida de poder adquisitivo en el 21%.

Las convocatorias de desarrollo profesional fueron lanzadas por Osakidetza en el año 2011, durante la etapa del socialista Patxi López como lendakari. Dicha vía brindaba a los trabajadores la oportunidad de promocionar y, por ende, de incrementar su salario. Beneficios que los aspirantes nunca llegaron a disfrutar, dado que el procedimiento, que ya había sufrido varios retrasos, fue suspendido tras la llegada del PNV al Gobierno autonómico.

Tras varios años de conversaciones fallidas con los sindicatos, el caso llegó finalmente al Juzgado de los Contencioso-Administrativo número 1 de Vitoria, que sentenció que los trabajadores tenían derecho a conocer el resultado del procedimiento y de alcanzar el nivel de desarrollo profesional que les correspondiera. Sin embargo, la sala no obligó a Osakidetza a abonar los efectos retributivos, dado que los efectos económicos «son por aplicación de la Ley de Presupuestos», que impide los incrementos salariales.

El fallo del TSJPV deja sin efecto el de primera instancia, por lo que el Servicio de Salud deberá abonar finalmente el «plus» a los trabajadores. El tribunal ha dado el visto bueno a las reclamaciones de ELA, que, en un comunicado, ha subrayado que el caso evidencia la «voluntad» de los gobernantes de aplicar «políticas más restrictivas incluso que las de Madrid».