Carlos Sánchez Mato
Carlos Sánchez Mato - ABC

El PP denuncia a Sánchez Mato por la grabación ilegal de las reuniones del Consejo de Calle 30

El grupo municipal asegura que se rompió la cadena de custodia de la documentación relativa a la comisión de investigación de la M-30

MADRIDActualizado:

El Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Madrid ha registrado una denuncia contra el concejal de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato, por posibles infracciones «muy graves» en el seno de la Sociedad Municipal Calle 30. En concreto, los populares se acogen a la Ley de Transparencia, Acceso a la Información Pública y Buen Gobierno para denunciar la grabación ilegal, «sin permisos y a escondidas de reuniones del Consejo de Calle 30» y «la ruptura de la cadena de custodia de la documentación relativa a la Comisión de Investigación de la M-30». De esta última aseguran que «ni siquiera se llegó a hacer inventario previo». Un extremo que ya fue criticado por el concejal popular Álvaro González en el último pleno.

Según el PP, la denuncia deberá ser resuelta en primera instancia por la alcaldesa Manuela Carmena, tal y como explicita la Ley de Transparencia. Además, añaden que podría suponer «hasta 10 años de inhabilitación» para el responsable de Economía del Ayuntamiento de Madrid. «Carmena, como responsable máxima de la administración pública afectada, tiene la obligación de iniciar una investigación interna y de juzgar a Mato, algo que no cierra la puerta a que el PP pueda acudir, en segunda instancia, a lo Contencioso-Administrativo», señalan en un comunicado.

Los hechos se produjeron en noviembre del año pasado. Tras el escándalo, el coordinador general del área de Medio Ambiente y Movilidad, José Antonio Díaz Lázaro-Carrasco, admitió en mayo en la comisión del ramo que en dicha reunión del Consejo de Administración de Calle 30, «la secretaria hizo una grabación de voz con el móvil para que constara fielmente en las actas las últimas intervenciones». Díaz afirmó entonces que era «importante que se supiera con anterioridad» y pidió disculpas. «Hubiera sido importante que se advirtiera antes de las reuniones. No se ha hecho, lo siento. No le puedo decir otra cosa», expresó ante la pregunta del edil del PP Álvaro González López, que denunció en aquella ocasión que ninguno de los consejeros tenían conocimiento de ello, salvo el concejal de Ahora Madrid Carlos Sánchez Mato, que es el presidente del Consejo. Acto seguido pidió la dimisión de Sánchez Mato por lo que consideraron una «actitud impropia».