El joven agredido en Malasaña
El joven agredido en Malasaña - ABC

Nueva agresión homófoba en Madrid: un joven propina un puñetazo a otro por piropearle

La víctima, que iba por la calle con sus amigos, se cruzó con otro grupo de chicos y llamó «guapo» a uno de ellos

MADRIDActualizado:

La Asociación Arcópoli ha denunciado que este fin de semana se ha producido una nueva agresión homófoba en la capital, de la que fue víctima un joven al que rompieron la nariz por piropear a otro chico en la calle. Según ha explicado Arcópoli, los hechos se produjeron en la madrugada del sábado 22 al domingo 23 de mayo, cuando el joven que iba por la calle con sus amigos se cruzó con otro grupo de chicos y llamó «guapo» a uno de ellos.

El chico, según Arcópoli, «se lo tomó mal» y él y su grupo increparon al autor del piropo, al que golpearon en la cara mientras le gritaban «tú no me dices eso a la cara». Como consecuencia del puñetazo, el joven víctima de la agresión sufre contusiones, fractura del tabique nasal y de varios huesos de la cara, por lo que tuvo que ser atendido por el Samur y, posteriormente, acudió a la Fundación Jiménez Díaz para ser tratado de sus heridas.

La víctima presentó una denuncia al día siguiente en la Policía, en la que declararon como testigos los chicos que le acompañaban aquella noche. También le acompañaron a comisaría dos miembros del Observatorio Madrileño contra la «LGTBfobia». De acuerdo con los datos de Arcópoli, esta agresión suma ya 79 ataques contra el colectivo LGTB desde el 1 de enero de este año, aunque sólo el 18 % de ellas han sido denunciadas.

El Observatorio Madrileño ha puesto estos hechos en conocimiento del Comisario de Delitos de Odio de la Comunidad, el responsable de Policía Municipal de Madrid en Gestión de la Diversidad y la Fiscal de Delitos de Odio de la Comunidad de Madrid. Precisamente la pasada semana el Gobierno de Cristina Cifuentes aprobó una medida que prevé que el servicio de emergencias del 112 pueda atender de manera especializada a las víctimas de agresiones físicas y verbales por ser miembros del colectivo LGTBI.

Agresiones «LGTBIfóbicas»

Así, los profesionales del 112 recibirán formación específica para atender estos casos y junto a la asistencia sanitaria o policial se activará una unidad móvil de Emergencia Social con un especialista en agresiones «LGTBIfóbicas», para atener y, en su caso, acompañar a denunciar a la víctima de la agresión. Por otro lado, Arcópoli ha dicho que pedirá explicaciones a Policía Nacional por el «inaceptable» trato sufrido por dos chicos que se besaron delante de la manifestación convocada por Hogar Social Madrid, y que según esta asociación fueron «empujados».

«No creemos que el derecho de manifestación de unos radicales esté por encima de la dignidad y la libertad de las personas, como se demostró cuando la policía apartó a dos chicos que pacíficamente se estaban besando en las proximidades de la manifestación», argumenta. «Si Delegación de Gobierno cree que no puede garantizar la seguridad de dos chicos gais que se besan cerca de una manifestación, la solución nunca será expulsar a los chicos que ejercen el derecho de libertad y de igualdad, sino prohibir la manifestación; en este caso, primó el derecho de manifestación de centenares de antidemócratas frente a la dignidad del colectivo LGTB», se ha quejado.