Aula de un colegio bilingüe en Madrid
Aula de un colegio bilingüe en Madrid - ISABEL PERMUY

El bilingüismo se extiende el nuevo curso a las aulas de infantil

Lo que comenzó en 2017 como programa piloto en la etapa de 3 a 6 años se generaliza desde septiembre y llegará a 62 centros de enseñanza

Actualizado:

El bilingüismo llegará a las aulas de los más pequeños desde el próximo curso. De hecho, este año ya se estaba aplicando, de forma experimental, en el nivel de Educación Infantil (3 a 6 años) en una treintena de colegios madrileños. A partir del curso próximo, comienza a extenderse y a generalizarse, de forma paulatina.

La Consejería de Educación, que dirige Rafael van Grieken, publicaba ayer la relación de centros que se han adherido a este programa: a los 35 que ya existían durante el curso 2017-18, se van a añadir el próximo curso otros 27 colegios, 12 de los cuales están en diferentes barrios de la capital -Vallecas, Tetuán, Carabanchel, Las Tablas, Hortaleza, San Blas, Moratalaz o Chamberí- y 15 en localidades como Alcalá de Henares, Tres Cantos, Soto del Real, Colmenar Viejo, El Molar, Manzanares, Alpedrete, Majadahonda, Parla y Ciempozulelos.

De todos es sabido que el aprendizaje de idiomas resulta más sencillo a edad temprana. Pero los beneficios de esta práctica no se quedan sólo ahí: un estudio realizado por la Universidad de Washington sobre cuatro colegios de la Comunidad de Madrid concluyó que el bilingüismo en edades tempranas mejora las capacidades lingüísticas y cognitivas de los alumnos.

Universidad de Washington

El trabajo fue realizada por la codirectora del Instituto para el Aprendizaje y las Ciencias Cerebrales de la Universidad de Washington, Patricia Kuhl, y entre sus resultados, destacaba que a los alumnos no sólo les resultaba más fácil aprender una lengua extranjera cuando eran más pequeños; sino que también aumentaba su capacidad para enfrentarse a los problemas y de adquirir conocimientos.

Por último, se comprobó que el ejercicio mental que supone practicar el bilingüismo fortalece el cerebro frente a enfermedades degenerativas como el alzheimer en edades futuras. Por último, concluyó el estudio, el aprendizaje de idiomas no se pierde con el tiempo, no perjudica la adquisición de otras enseñanzas adquiridas en la lengua materna y beneficia por igual a todos los niños, con independencia de su diferente contexto socioeconómico.

Por estos motivos, la Consejería de Educación comenzó el pasado curso a incluir en varios colegios madrileños el bilingüismo en el tramo de escolares de menos edad: los del segundo ciclo de Educación Infantil (entre 3 y 6 años). Lo hizo como experiencia piloto y el resultado ha sido tan positivo que han decidido ampliarlo a partir del próximo curso, extendiendo el programa de forma paulatina al resto de centros que cuentan con este nivel de estudios.

Decisión del «cole»

El programa bilingüe de educación infantil supone, en la práctica, que los niños de los centros participantes reciban en el primer curso (con 3 años) 2 horas y 15 minutos de contenidos educativos en inglés. En el segundo curso (4 años), recibirán 3 horas a la semana. Y en el tercero (con 5 años), 3 horas y 45 minutos.

Serán los propios colegios los que decidan qué materias se imparten en inglés, de las tres que se dan en esta etapa: Conocimiento de sí mismo y Autonomía Personal, Conocimiento del Entorno y Comunicación y Representación.

Para participar en este programa bilingüe infantil, los colegios deben haber presentado la petición a la Consejería tras haber aprobado la propuesta tanto por el claustro como por el Consejo Escolar. Han de cumplir con otro requisito: contar con un porcentaje de profesores habilitados en la lengua inglesa, con nivel C1.

El de bilingüismo es uno de los programas «estrella» del Gobierno regional madrileño. En la actualidad, se aplica ya en 369 colegios de Educación Primaria, en 152 institutos públicos y en 204 concertados.

En total, siguen parte de sus clases en inglés en la actualidad 191.138 alumnos de colegios públicos en la región, y 90.435 en centros concertados. Los resultados parecen positivos: de acuerdo con un estudio reciente del British Council, el 72,5 por ciento de los jóvenes de la Comunidad pueden comunicarse de manera fluida en inglés; y más de siete de cada diez estudiantes de la región tienen un nivel de competencia lingüística B1, B2 o C1.

Pero lo esencial para que este programa funcione, como destacan los sindicatos, es contar con un profesorado con formación adecuada. En este sentido, desde el Gobierno regional aseguran que la ampliación del programa de bilingüismo ha ido acompañado de un aumento de los recursos: en este curso, hay 2.046 auxiliares de conversación nativos para reforzar la enseñanza de idiomas (inglés, francés y alemán) en el curso 2015-16 eran 2.023.

Esto ha supuesto una inversión de 21,6 millones de euros, un incremento del 10,8 por ciento del presupuesto con respecto al año pasado, que se va a traducir en 120 auxiliares más.