Galicia

Zapatero reclama la ayuda «de todos» para coser el PSOE tras las primarias

El socialista apela a la «recomposición» del partido tras el tenso debate del lunes

José Luis Rodríguez Zapatero durante su acto en Vigo
José Luis Rodríguez Zapatero durante su acto en Vigo - EFE

Veinticuatro horas después del baño de masas de Pedro Sánchez en La Coruña, Zapatero protagonizó en Vigo un acto que trató de revitalizar uno de los principales núcleos del «susanismo» en Galicia. El expresidente del Gobierno participó en el segundo acto en la ciudad olívica de apoyo a la candidatura de la andaluza Susana Díaz a las primarias del PSOE y al que acudieron unas 250 personas. Rodríguez Zapatero, acompañado, entre otros, por la exministra Elena Espinosa, el alcalde de Vigo, Abel Caballero, y la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva, quiso dejar claro que su gobierno fue un gobierno de mujeres —17 formaron parte de él— e hizo hincapié en la fortaleza de Susana Díaz, como mujer, por su cercanía con la personas y por no renegar de la historia de su partido. «No seremos fuertes si no sabemos reconocer la trayectoria de los compañeros y compañeras que han dado mucho por este partido», subrayó.

«Como Abel, yo también le dije a Susana hace años que debía presentarse a la secretaría general. Lo vi claro muy pronto», destacó el expresidente. Ambos socialistas se mostraron convencidos de la victoria de la andaluza el próximo domingo 21 de mayo. Zapatero reclamó la necesidad, el día 22, de iniciar «entre todos» una nueva etapa de «unidad e integración que solo funcionará si el partido funciona. Si empieza bien esta etapa, la gente se unirá», señaló tan solo un día después del tenso debate que enfrentó a los tres aspirantes.

Hubo palabras para su principal oponente, aunque sin nombres, aludió en varias ocasiones a la necesidad de saber perder y a la tristeza que le produce que algunos compañeros del partido afirmen que «somos lo mismo que el PP». «Hay tendencias que afloran de vez en cuando en la izquierda y que llevan a la anarquía y al desorden», apuntó. «Nunca se vuelve a ganar si no se sabe perder y hay que asumir la derrota con humildad», destacó Rodríguez Zapatero. La mayor parte de las críticas recayeron sobre su principal competidor en la izquierda, el partido liderado por Pablo Iglesias. «Somos una oposición alternativa al Gobierno de la derecha, no vamos contra el Parlamento y contra la democracia», señaló el exdirigente socialista.

El momento más emotivo se vivió al recordar José Luis Rodríguez Zapatero a la política socialista recientemente fallecida Carme Chacón, que arrancó los aplausos del auditorio vigués.

Toda la actualidad en portada

comentarios