Pazo de Meirás
Pazo de Meirás - ABC

Un grupo de expertos analizará cómo dejar sin efecto la donación de Meirás

Feijóo reclama que se analice si hubo «vicios ocultos» en la cesión del inmueble a los Franco

SantiagoActualizado:

Descartada la vía de la expropiación o el embargo del inmueble, el presidente de la Xunta planteaba ayer la única opción que el Gobierno gallego baraja para que el Pazo de Meirás vuelva a formar parte del patrimonio autonómico: la convocatoria de una comisión de expertos compuesta por técnicos y universitarios que analicen si en la cesión de la propiedad a la familia Franco hubo «vicios ocultos» que permitan dejar sin efecto la donación. Según Alberto Núñez Feijóo, si ese grupo de especialistas consigue acreditar algún tipo de irregularidad, el pazo podría volver a ser de titularidad pública de forma «legal» y «gratuita»; e insistió en que recurrir a la vía de la expropiación —tal y como reclaman los grupos de la oposición— implicaría usar «el dinero de los gallegos para pagar dos veces» a la familia del dictador. «Reunámonos con los investigadores y las universidades, y planteemos desde el punto de vista legal la adquisición gratuita del pazo», zanjó el líder del Ejecutivo gallego en sede parlamentaria.

En respuesta a una pregunta formulada por la portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, Feijóo reiteró que mientras él sea presidente, la familia Franco «cumplirá la ley», y señaló que su gobierno acudirá a la Fiscalía si se constata que la fundación vinculada al dictador usa las visitas a Meirás para hacer apología del franquismo. En este sentido, el presidente gallego recordó que hace menos de una semana, el Ejecutivo autonómico aprobaba una sanción de 4.500 euros a la entidad encargada de gestionar las visitas al inmueble por impedir su apertura al público pese a su declaración como Bien de Interés Cultural (BIC).

El alcalde de Sada, Benito Portela, calificó la propuesta del presidente de la Xunta como «insuficiente» e instó a que de forma inmediata se redacte una propuesta «precisa y detallada» para el traspaso al patrimonio público de la propiedad. En opinión del regidor del concello en el que se ubica el pazo, es necesario que el Gobierno gallego fije una serie de plazos concretos para la incorporación de Meirás al patrimonio público. De lo contrario, aseguró el alcalde de la plataforma Sadamaioría, se estará tratando de «amparar en la ambigüedad» a la familia Franco y «retrasar el debate» sobre esta cuestión.

Gestión de visitas

En cuanto a la gestión de las visitas al inmueble, el Parlamento rechazó ayer sendas iniciativas de En Marea y BNG que, con apoyo del PSdeG, pedían prohibir que la Fundación Francisco Franco gestione las visitas a Meirás para encomendar esta tarea al concello coruñés de Sada. Tanto el parlamentario nacionalista Luís Bará como la rupturista Ánxeles Cuña señalaron que esta medida serviría para «hacer la justicia que no se hizo en la llamada Transición», recuperando «el principal símbolo» de los «robos» del franquismo. Tras escuchar la intervención de ambos diputados, el portavoz del Partido Popular en la Cámara, Pedro Puy, llamó a concentrar esfuerzos en la recuperación del inmueble por la vía expresada por el presidente de la Xunta. Tras subrayar que la colecta llevada a cabo en la provincia de La Coruña para adquirir esta propiedad y regalársela al dictador «fue de todo menos voluntaria», dio por hecho que podrá revertirse, por lo que propuso cambiar el texto de la propuesta de BNG y En Marea por la solicitud de un estudio jurídico que analizase la vía a seguir. Nacionalistas y rupturistas rechazaron el ofrecimiento