Juan Merlo, este viernes en los pasillos del Parlamento - EFE
POLÍTICA

Dimite el diputado de Podemos Galicia que se inventó su título de ingeniero industrial

Juan Merlo, diputado en el Parlamento gallego, confirma la información de ABC, pide disculpas y renuncia a su acta parlamentaria y a su cargo en Podemos. Reconoce que consintió que en su currículum se le atribuyera una ingeniería «porque no le di importancia»

SANTIAGOActualizado:

A mediodía, con «bochorno» y «vergüenza», el diputado de Podemos Galicia Juan Merlo reconocía en los pasillos del Parlamento que, en efecto, no posee título alguno de Ingeniería Industrial en Electrónica, tal y como publicó ABC este viernes. A falta de pocos minutos para las dos de la tarde, Merlo convocaba nuevamente a los periodistas para anunciar su dimisión «con carácter inmediato» como parlamentario y secretario de organización de Podemos Galicia. «Lo hago en base a los principios que promulgamos y defendemos», después de que se conocierta el fraude en su perfil profesional, o como él lo llama, la existencia de «información contradictoria entre lo que aparece en mi currículum y la realidad», un relato «inexacto y laxo».

«Pienso que la mejor defensa de los principios que me trajeron aquí y con los que rijo mi vida en todo momento es ser consecuente con lo que promulgamos y por eso presento mi dimisión. Es lo justo. Los demás partidos no tienen el talante de asumir los hechos del modo en que lo hacemos» en Podemos. Según ha reconocido, la dimisión es una decisión personal ya que desde la formación de Pablo Iglesias le recomendaron «tratar el tema de manera sosegada».

En su primera intervención, el ya exdiputado había admitido además que supo que este error aparecía en su currículum público y que fue «connivente» con que esa falsa titulación así figurara durante varios años. «No contribuí activamente a aclarar esto en su momento», ha replicado a los periodistas.

El diputado —adscrito al grupo de En Marea, la confluencia gallega de Podemos— atribuye este «error»a que él facilitó a su partido una información sobre sus estudios de ingeniería, pero «se acortó mucho las bases curriculares para meterlas en textos de 120 palabras», y ahí surgió su título de ingeniero. «Cuando traslado que me formé como ingeniero, dio lugar a que en el relato plasmado sintéticamente diera lugar a esa cuestión». El engaño ha permanecido en su perfil hasta ahora.

Formación práctica de ingeniero

Ha explicado que tuvo que abandonar la carrera «por motivos familiares», que intentó posteriormente compatibilizarla con su trabajo pero que los malos resultados le llevaron a aparcar los estudios. Merlo alega que no hubo intencionalidad en este error porque «nunca perseguí mentir o inflar un currículum, que para mí no es necesario, porque nunca perseguí ese elitismo o ese clasismo de la titulitis». Tan es así que asegura haber pasado las pruebas de técnico en instalaciones fotovoltáicas pero «no tengo el título, porque yo lo que quería era la formación».

Otro asunto distinto ha sido cuando ha insistido en que posee formación básica de ingeniero obtenida a través de su padre, quien «desempeñaba esas tareas en automática y electrónica vinculadas al sector naval, en la que el me enseñó un oficio al que no me dediqué». «Las ingenierías tienen una parte más práctica, mi conocimiento es más práctico que teórico, mi conocimiento teórico es más limitado», ha articulado visiblemente nervioso. Eso sí, «nunca» ha firmado proyectos como ingeniero, a pesar de estar durante un tiempo como «gerente» de su empresa Mersol Montaje de Energías Renovables.

El parlamentario ha eludido responder si aprobó alguna asignatura de la carrera «porque eso no es ahora la cuestión». En su primera comparecencia no aclaró si tenía pensado presentar su dimisión por este engaño, y preguntado concretamente por esto se limitó a circunloquios acerca de la falta de intencionalidad del error cometido y su «bochorno» por la publicación de la información. Apenas dos horas más tarde, anunciaba su renuncia.