El conselleiro Rodríguez junto a los investigadores de la excavación
El conselleiro Rodríguez junto a los investigadores de la excavación - ABC

Cova Eirós guarda el secreto de los últimos neandertales del norte

Durante los trabajos de excavación se han llegado a identificar restos de hace 40.000 años

SantiagoActualizado:

Cova Eirós, en el municipio lucense de Triacastela, guarda el secreto de los últimos neandertales que habitaron el norte de la Península Ibérica. Ahora, los expertos encargados de la excavación de este yacimiento paleolítico, de alto valor, sospechan que podría contener restos mucho más antiguos que los hasta ahora localizados, pues los investigadores apuntan a un salto arqueológico de 8.000 años entre los citados habitantes y los posteriores homo sapiens.

Los trabajos realizados hasta el momento y sobre los que ayer daba cuenta el director científico de la excavación, Ramón Fábregas, quien compareció ante la prensa acompañado del conselleiro de Cultura, Román Rodríguez, han llegado a identificar restos de hace 40.000 años. Indicios sobre la manera en la que vivían tanto los homo sapiens del Paleolítico superior como del homo neandertalis de un periodo anterior.

Fábregas, investigador y catedrático de prehistoria de la USC, advirtió de que puede haber todavía «restos más antiguos» enterrados en una capa de sedimentación de metro y medio que aún falta analizar. «Tenemos una historia posterior de ocupación, o más bien de utilización» de la cueva en el Neolítico, en la Edad de Bronze y hasta el Medievo, comentó, y abogó por «garantizar la conservación» de este tesoro arqueológico. Sobre él, dijo que es como «un libro complejo de varios volúmenes», en alusión a los diversos períodos de la historia, y que podría convertirse en una «enciclopedia».