Alexis Marí - A cara descubierta

Ojo, que vienen curvas en el Consell... y muy cerradas

«Le recomiendo al presidente Puig que comience a girar al centro y a trabajar por un proyecto de todos dejando de lado los intereses de los partidos que lo apoyan, o mal lo va a tener»

Alexis Marí
Actualizado:

La semana pasada fue especialmente intensa. Se sometía a debate y aprobación la Ley de Acompañamiento a los Presupuestos Generales de la Generalitat Valenciana para 2018. Escuché a un periodista que respeto mucho decir que el posicionamiento en el voto por parte de los diputados no adscritos (entre los cuales me encuentro) fue «sorpresivo» porque favorecía a los intereses del Consell.

Yo entiendo por sorpresivo algo imprevisto, pero oiga, llevamos dos semanas anunciando nuestro posicionamiento, tanto a través del que opina ahora mismo como del diputado David de Miguel. También dels «agermanats» que han participado en numerosas entrevistas durante muchos días atrás. Pero, es más, ¿alguien observó que es lo que votamos el día anterior? ¡¡¡Lo mismo!!! Votamos de la misma forma, en el mismo sentido. No lo variamos. Votamos ya en contra de la enmienda a la totalidad del PP y de Ciudadanos.

La sorpresa no se encontraba en nosotros por lo tanto, sino en quienes se acostaron de una forma y se levantaron con un voto distinto, esto es, Podemos. Con una abstención, por cierto, que a nadie se le escapa, pone en una situación muy delicada el acuerdo del Botánico. Y no digo ni «quiero señalar» quién es el responsable o tiene culpa de la situación. Eso les toca a ellos, a los diputados de Podemos, debatirlo y explicarlo. Pero no se equivoquen, esa es la situación real. Tiren de hemeroteca y verifiquen. Nosotros, el grupo de cuatro diputados, lo explicamos de forma clara y concisa, aunque algunos no lo quisieran trasladar a la ciudadanía. No de una forma fiel al menos. Quizás haya que hacer un nuevo trabajo pedagógico importante.

Resumiendo: vamos a presentar enmiendas en el área económica y en el área social. Algunas que afectan muy positivamente a los más necesitados y especialmente al sector de la discapacidad (muchas ya están diría muy avanzadas y acordadas). Presentaremos también enmiendas en emergencias, ya que a nadie se le escapa el déficit de miembros de la seguridad pública. Hablaremos de los miembros de la Unidad Adscrita de la Policía Nacional, Policía Autonómica y de un largo etcétera.

También insistiremos en el debate esquivo que no quiere ni tocar la Consellera de Sanidad sobre concesiones sanitarias y ese horror, que no error, de no evaluar concienzudamente ambos modelos para comparar y dar luz a los ciudadanos para que observen, para que opinen. En definitiva, una reevaluación de la colaboración público-privada tan necesaria en diversos sectores de nuestro territorio. Vinieron, decían, a rescatar personas, con gestión se supone, y no con decisiones dogmáticas. Así les va en alguna que otra Conselleria. No van cara al aire. No son valientes, sino disciplinados en aceptar los lobbies internos de poder. No han querido abstraerse a eso, a los poderes internos de cada uno de los partidos políticos. Y así sinceramente no se avanza.

En fin, unas enmiendas que algunas sabemos que serán difíciles que nos las aprueben, pero que definirán claramente cuál será nuestro posicionamiento final para aprobar o no un presupuesto para el próximo año. Que nadie lo dude, o hay acuerdos útiles para la ciudadanía y para el beneficio de todos o no habrá voto favorable para un Gobierno que prefiere mirarse al espejo y salir muy guapo. Así no. Para ese viaje no hacían falta esas alforjas.

Y atentos a lo que le recomiendo a mi amigo el President Puig. O se pone las pilas y comienza a girar al centro para recuperar la confianza de ese sector de la sociedad que creo que cada día es más amplio y a trabajar por un proyecto de todos dejando de lado los intereses de los partidos que lo apoyan, o mal lo va a tener. Esto solo ha sido un «susto» que podría haberles salido muy caro. Veremos lo que pasa durante estas tres próximas semanas. Interesantes serán, pero si esto va a seguir así, que se ponga casco y cinturón de seguridad porque vienen curvas... y cerradas.

Alexis MaríAlexis Marí