Imagen de archivo del interior de una bodega de Requena
Imagen de archivo del interior de una bodega de Requena - ABC
Enología

Estos son los seis vinos seleccionados para representar a la DO Utiel Requena en 2018

Los caldos de las bodegas ganadoras han sido escogidos tras una cata a ciegas

VALENCIAActualizado:

El Comité de Cata del Consejo Regulador de Utiel-Requena ha seleccionado seis de los nueve vinos que representarán a la Denominación de Origen durante 2018 en los actos de promoción. En este concurso de cata a ciegas se han valorado las cualidades de los vinos en las categorías Espumoso, Blanco, Rosado de Bobal, Tinto crianza, Tinto reserva de Bobal y Tinto Reserva. Quedarán pendientes de seleccionar para la primavera próxima las categorías de Blanco y Tinto madurados y Tinto joven de Bobal.

Espumoso: Tharsys Único 2014

En la categoría Espumoso, el vino seleccionado ha sido el blanc de noir Tharsys Único 2014, exquisito y original y elaborado 100% con uva Bobal. De color amarillo verdoso, pálido y brillante, con delicado aroma a fruta mediterránea, lácteos, almendras tostadas y flores blancas. Y con un largo final que recuerda a fruta fresca y exóticos cítricos.

Blanco joven: Fuenteseca 2017

Como Blanco joven, el vino seleccionado ha sido Fuenteseca 2017, ecológico y elaborado con Macabeo y Sauvignon Blanc. En cata, es un vino amarillo pálido con destellos verdes, brillante y limpio. En nariz, aparecen aromas de flor blanca, fruta tropical, piel de albaricoque e hinojo, muy complejo y elegante. Es fresco en boca, amplio, untuoso, sabroso, con excelente acidez, muy equilibrado, de final largo y perfumado postgusto.

Rosado de Bobal: Parreño 2017

El rosado 100% Bobal más sobresaliente en esta cata ha sido el Parreño 2017, de la bodega Latorre. Los viñedos de los que se extraen las uvas para elaborar este vino están en torno a 850 metros de altitud y con 56 hectáreas con cepas de más de 50 años, y que le confieren un intenso aroma a fruta roja madura tan típico de la Bobal. De aspecto limpio, brillante, de coloración rosa fresa, tiene una entrada en boca con carácter, fresco, equilibrado y con mucho volumen. Y un postgusto largo, con esa amabilidad de fruta madura conjugada con un pequeño toque a cítrico, otorgándole el carácter de vino joven.

Tinto crianza: Caprasia 2015

Caprasia 2015 Bobal, de bodegas Vegalfaro ha sido el vino elegido en la categoría de crianza. Tras una vinificación tradicional, han conseguido extraer la tipicidad varietal y la expresión del terruño y su ecosistema. Despalillado y estrujado suave de las uvas con prefermentación a baja temperatura y maloláctica en barrica de roble europeo de 225 litros. Además, parte del vino estuvo en ánforas de terracota de 150 litros durante 5 meses. En cata destaca su color picota oscuro con ribete de tonos cardenalicios. Aroma intenso, con protagonismo de frutos negros maduros (ciruelas, arándanos), matices florales (violetas) y minerales, con suaves notas tostadas. En boca es carnoso, de cuerpo medio, llena el paladar, fresco, sabroso, frutal y persistente.

Tinto reserva de Bobal: Alboenea 2012

Alboenea Reserva 2012 es el vino seleccionado como reserva monovarietal. Elaborado exclusivamente a partir de uvas seleccionadas de viñas centenarias de baja producción dentro del Parque Natural de las Hoces del Cabriel. Este vino demuestra el potencial de calidad de la Bobal, uva autóctona de Utiel-Requena. Despalillado y suave estrujado de la uva, seguida de una larga maceración muy larga para conseguir una mayor extracción de color, aromas y unos taninos nobles que nos aportaran una buena carga polifenólica a temperatura controlada y mediante un exclusivo sistema de remontados manuales. Crianza en barricas nuevas de roble francés “Allier” durante 12 meses y a continuación en botella un mínimo de 3 años más.

De color rojo picota con matices cardenalicios. Limpio en nariz se encuentran en un primer instante aromas terciarios propios de la crianza en barrica, tostados, especias, cafés y cacaos. Suavemente se irán desplegando elegantes sensaciones balsámicas de monte bajo mediterráneo arropadas por aromas a frutas rojas maduras como ciruela, mora y grosella. En boca se presenta un vino franco con una entrada amplia, con cuerpo y personalidad con taninos potentes y a la vez sedosos con gran persistencia con una elegante acidez que aporta vivacidad y equilibrio al conjunto.

Tinto Reserva: Finca Casa Lo Alto 2012

Por primera vez, el concurso destaca dos reservas. Este de Finca Casa lo Alto, está elaborado con las mejores uvas de Syrah, Garnacha y Cabernet Sauvignon provenientes de los viñedos su finca de los alrededores de Requena. Este vino has sido envejecido un mínimo de 12 meses en barricas de roble francés y americano. Tras una selección de las mejores uvas en su óptimo punto de madurez polifenólica, se vinifica en depósitos de acero inoxidable bajo control de temperatura y utilizando levaduras seleccionadas. Las distintas variedades permanecen por separado durante un mínimo de 12 meses en barricas de roble americano y francés. Selección de las barricas de las diferentes variedades para su ensamblaje antes del embotellado. Crianza en botella por un mínimo de 12 meses.

En cata destaca su color rojo rubí con reflejos teja. Aroma maduro y suave, con elegantes notas de fruta compotada sobre notas balsámicas (vainilla, tabaco, cacao). De sabor amplio, redondo, untuoso y muy largo, recuerda al bombón de licor con notas de mermelada de arándanos.

Concurso de vinos DO Utiel-Requena

Desde 2007, el CRDO Utiel-Requena convoca un concurso para que las bodegas inscritas que lo deseen puedan presentar sus vinos en distintas categorías. Los ganadores representan a esta entidad durante un año en actos públicos en los que participa este Consejo.

Las bases del concurso atienden, principalmente, a criterios de tipología de vino y rango de precio. Los vinos de Utiel-Requena que se presentan como candidatos se someten a una cata a ciegas por parte de un Comité de Cata, y los vinos ganadores se distinguen con una etiqueta identificativa.

El presidente de la DO Utiel-Requena, José Miguel Medina Pedrón, ha agradecido a todas las bodegas la participación en esta convocatoria y ha animado a que se siga promocionando este concurso que ayuda a dar a conocer el potencial de los vinos de esta zona.