Gonzalo Ortega y Carlos Montesinos, fundadores de la empresa
Gonzalo Ortega y Carlos Montesinos, fundadores de la empresa - AIRHOPPING
Internet

Los creadores del «interrail» de avión: «Se viaja más rápido y puedes pasar más tiempo en las ciudades»

La empresa valenciana capta también como clientes a parejas y familias, y algunos confiesan que ni se planteaban salir a Europa por el coste económico

VALENCIAActualizado:

Quién no se ha imaginado alguna vez en la piel de un universitario que se recorría Europa mochila al hombro y con más espíritu bohemio que dinero en el bolsillo, de tren en tren gracias a la fórmula asequible del «interrail». Pues ahora muchas parejas y familias con niños están disfrutando de una versión mejorada, porque no se tienen que pasar buena parte del viaje a bordo del ferrocarril: se llama Airhopping.

«Vimos que con el avión era mucho más rápido y se podía pasar más tiempo en las ciudades que visitas», razona Carlos Montesinos al rememorar aquel verano en que él y Gonzalo Ortega, cuando acabaron las carreras de Administración y Dirección de Empresas e Ingeniería Informática, respectivamente, hicieron su viaje por Europa y se les ocurrió la idea.

Entre los múltiples buscadores de vuelos, «resultaba casi imposible montarse el viaje manualmente, uno a uno y la idea es huir de ese lío y que al final la vuelta no salga más cara de lo previsto», subraya Montesinos, que garantiza que «el precio inicial se mantiene hasta el final sin subidas». La referencia son 150 euros para tres o hasta cuatro destinos en el continente, con un reparto equilibrado del tiempo de las estancias para disfrutar de cada escala, con salida y regreso en media docena de los principales aeropuertos españoles.

Lanzadera

«El algoritmo inteligente hace una sugerencia en función de cuándo se quiere viajar, de la primera ciudad elegida y de la información que introduce el usuario sobre sus preferencias, y hace una combinación», explica el CEO de Airhopping, una «start» up nacida de la Lanzadera de empresas emergentes impulsada por Juan Roig, que sigue respaldando esta iniciativa «a largo plazo», en fase de captación de clientes.

De momento, se conoce sobre todo en las redes sociales entre público joven, aunque a diferencia del «interrail» de tren capta a interesados todas las edades. «Nos gusta saber que hay gente que viaja así por primera vez y ni se había planteado un destino europeo», valora. A los dos fundadores se han sumado en esta empresa dos personas más, una titulada en Turismo y otra en Marketing y da una idea de su potencial la cifra de tres millones de impresiones conseguidas al regalar una ruta entre los usuarios que compartieran su experiencia viajera mediante la herramienta de Instagram «stories». La combinación «estrella» es Copenhague, Budapest y Berlín y también tienen mucho tirón otras como Milán, Londres y Bruselas.

Ahora, su proyección depende en buena medida de las opiniones de quienes ya están utilizando esta plataforma desde Internet y, por ahora, los comentarios, sobre todo en Facebook, les alaban, y tienen 35.800 seguidores en Instagram y 1.600 en Twitter.