Carles Puigdemont - EFE

Puigdemont renuncia a ir al Senado para responder la aplicación del artículo 155

A unas horas de que comience el pleno del Parlamento catalán, se mantiene la incógnita entre si habrá adelanto electoral o declaración unilateral de independencia

BARCELONA/MADRIDActualizado:

La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, ha llamado a los portavoces de los grupos parlamentarios para informarles de que Carles Puigdemont no acudirá al Senado, ni el jueves ni el viernes, para exponer sus alegaciones contra la aplicación del 155 de la Constitución en Cataluña.

Además, Forcadell les ha indicado que el pleno de esta semana, convocado para el jueves a las 10.00, se retrasa a la tarde. Algunos grupos han pedido que se celebre una Junta de Portavoces para mostrar su desacuerdo y pedir a Forcadell que mantenga el inicio del pleno a las 10.00 horas.

Esta decisión de Forcadell se produce unas horas después de intensas reuniones en el Palacio de la Generalitat entre Puigdemont y los responsables de PDECat, ERC y las entidades del movimiento independentista.

De hecho, durante toda la mañana se había apuntado desde las propias filas parlamentarias del PDECat a que la opción más probable era que Puigdemont asistiera el jueves por la tarde a la comisión de la Cámara Alta.

El lunes, su portavoz en la Cámara Alta, Josep Lluís Cleries, solicitó a la Presidencia que habilitara una sesión para el miércoles, aunque el PP lo rechazó por razones «reglamentarias». Hasta hace unas horas, la opción más probable era una comparecencia ante la comisión, el jueves por la tarde, tal y como indicó el portavoz del PDECat.

En cambio, Forcadell incluso ha modificado el orden del día del Pleno en el Parlament, previsto para mañana por la mañana, y se iniciará a las 16 horas. La comisión del 155 del Senado empieza a las 17 horas.

Según fuentes parlamentarias, el pleno arrancará con la intervención de un representante de Junts pel Sí (JpSí) y otro de la CUP, que por espacio de 15 minutos cada uno explicarán los motivos de su petición del pleno específico.

A continuación podrá intervenir Puigdemont sin limitación de tiempo y después será el turno de los portavoces de cada grupo, que tendrán media hora cada uno. Fuentes soberanistas han asegurado que las propuestas de resolución derivadas del pleno se votarían ya el viernes.

Es la cuarta vez que Puigdemont rechaza explicar el proceso separatista en Madrid: no acudió a la Conferencia de Presidentes, ni al grupo de trabajo de financiación autonómica, ni al Congreso y ahora a la Cámara Alta.

Presiones para declarar la independencia

La presión entre las filas nacionalistas empujan a Puigdemont un adelanto electoral, pero tampoco se descarta que el presidente catalán impulse votar la declaración unilateral de independencia.

Estos cambios repentinos en las previsiones para los próximos días también han alterado los planes de la Asamblea Nacional Catalana (ANC), que a lo largo de la mañana ha modificado su movilización, inicialmente convocada para mañana por la tarde.

Posteriormente, la entidad soberanista ha convocado para el viernes a las 12.00 una concentración «para defender la república» catalana, delante del Parlament, ante la posibilidad de que el pleno de la cámara catalana acabe aprobando una declaración unilateral de independencia (DUI).