Joan López Alegre - Weekend perico

Juguetería perica Joan López Alegre

Chen también aprendió ayer que las enseñanzas de las escuelas de negocios no valen en el fútbol

El actual propietario y máximo accionista del RCD Espanyol de Barcelona, Chen Yansheng
El actual propietario y máximo accionista del RCD Espanyol de Barcelona, Chen Yansheng - EFE

Chen, empresario juguetero y del vídeo juego, así como flamante nuevo presidente del RCDE, debuto en el palco de Cornella y aprendió a la primera que el fútbol es tan caprichoso como un niño comprando en Toys R Us. En una juguetería el niño duda hasta el último instante, cambia de opinión y solo tras pagar puedes considerar la venta irreversible. Ayer el RCDE ya descontaba tres puntos con los que en realidad no contaba al iniciar el partido y en el último suspiro volaron dos.

Chen también aprendió ayer que las enseñanzas de las escuelas de negocios no valen en el fútbol. Si es IESE aprendes que la implantación de cambios en la empresa dan resultado a medio plazo, Chen ya sabe que no tiene ni 24 horas para tomar decisiones en el Espanyol: financieras, porque todos los plazos han vencido, deportivas, por que Perarnau se va y el mercado de fichajes termina el próximo domingo, sociales donde será observado con lupa por una afición con la lógica desconfianza del que se sabe que es un sobrevenido y no uno de los nuestros.

Chen aparece a ojos de todos, sin rubor, como un propietario telecomandado por el antiguo principal accionista, y ha gestionado con poca destreza la salida de Collet y Perarnau.

Nuestra liga, para conseguir los 20 puntos que faltan, empieza tras la visita al Bernabeu, donde sin Caicedo, ni los cedidos ni Gerard solo podemos aspirar a sobrevivir al vendaval Zidane de la mejor manera posible.

La primera sentencia del público la veremos en casa el día 8 frente a la Real.

Toda la actualidad en portada

comentarios