Ana Julia Quezada
Ana Julia Quezada - FACEBOOK

Caso Gabriel CruzEl Juzgado de Burgos remite a la Policía el expediente sobre la muerte de la hija mayor de Ana Julia

El fallecimiento en 1996 de la pequeña se consideró accidental tras precipitarse desde un séptimo piso

ValladolidActualizado:

Más de veinte años después de haberse archivado el caso, el Juzgado de Instrucción número 4 de Burgos ha incoado diligencias previas sobre el expediente de la muerte el 10 de marzo de 1996 de la hija mayor de Ana Julia Quezada, la presunta culpable de la muerte violenta de Gabriel Cruz. La remisión del expediente se ha llevado a cabo, según han informado este martes desde el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, tras la petición recibida por parte de la Policía Nacional para darle traslado de una copia de las actuaciones practicadas en 1996.

La revisión de la vida que durante más de viente años llevó en burgos la mujer, originaria de la República Dominicana, es uno de los pasos que se están dando tras su detención el pasado domingo, mientras lleva el cuerpo sin vida de Gabriel en el maletero de su coche. En esas indaciones se incluye la muerte de su hija en 1996. Entonces, el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 6 de Burgos abrió en marzo de ese año unas diligencias previas por la muerte de una niña de 4 años al caer desde la ventana de su casa.

El Juzgado archivó en aquel momento las diligencias abiertas con el aval de la Fiscalía, recuerdan desde el Alto Tribunal, «por no ser los hechos constitutivos de delito», según expone el auto de sobreseimiento libre de fecha 11 de junio de 1996. Dicho archivo, añaden, no fue recurrido y se realizó tras recibir los informes de la Policía Nacional y del Instituto Anatómico Forense, que concluyeron que la muerte fue «accidental» y se decidió tras practicarse las diligencias judiciales oportunas como la toma de declaración en calidad de testigos de la madre, del padre y de otros familiares.

Aunque entonces el caso lo llevó el Juzgado de Instrucción número 6, en el año 2001, los Juzgados de Primera Instancia e Instrucción de Burgos se desdoblaron en jurisdicción civil y penal, pasando el 6 a ver únicamente procedimientos civiles. De ahí que ahora ése no tenga la competencia penal sobre el asunto en cuestión. Según han informado desde el TSJ, tras la solicitud de información cursada por la Policía Nacional a los Juzgados de Burgos, el procedimiento -que permanecía en el archivo de expedientes judiciales de Zaragoza- ha sido remitido al Servicio Común General de los Juzgados, que ha procedido al reparto según las normas establecidas, recayendo el caso en el Juzgado de Instrucción nº 4 de la capital.