El consejero de Sanidad de Castilla y León, Antonio Sáez Aguado
El consejero de Sanidad de Castilla y León, Antonio Sáez Aguado - F. HERAS
Sanidad

Castilla y León quiere impedir a los MIR ejercer los primeros años en la sanidad privada

La fórmula, que ha sido trasladada al Ministerio, pretende paliar el déficit de profesionales de la medicina, especialmente en algunas especialidades y en pequeños hospitales o zonas rurales de difícil cobertura

ValladolidActualizado:

La Consejería de Sanidad sigue buscando fórmulas para paliar el déficit de profesionales de la medicina, especialmente en algunas especialidades y en pequeños hospitales o zonas rurales de difícil cobertura. Entre las nuevas propuestas, el responsable de Sanidad, Antonio Sáez Aguado, ha planteado la posibilidad que desde el propio Ministerio se obligue a los médicos que finalicen el MIR (Médico Interino Residente) a permanecer en el sistema público y no saltar al privado durante los primeros años de ejercicio. «No tiene sentido que formemos en la sanidad pública y se nos escapen a la privada», aseguró tajante, al tiempo que explicó cómo las especialidades de dermatología y cirugía plástica y reparadora son las primeras que se cubren en la oferta MIR, precisamente porque son las que tienen un mayor demanda desde los centros privados.

«No tiene sentido que formemos en la sanidad pública y se nos escapen a la privada», asegura tajante el consejero de Sanidad de Castilla y León

La idea ya ha sido planteada por Sáez en el grupo de trabajo creado entre todas las comunidades autónomas para definir actuaciones con las que hacer frente al déficit de profesionales de la medicina, tal y como se acordó en la última reunión del Consejo Interterritorial de Sanidad del que también forma parte el Ministerio. «Desde Castilla y León hemos pedido que se analice que el gasto en formación revierta en el sistema público», insistió, ya que «el problema hay que abordarlo de forma global porque no caben soluciones individualizadas».

El consejero, que compareció en la comisión correspondiente a petición del Grupo Popular para explicar las medidas de su departamento ante la jubilación de médicos, explicó que en la actualidad las especialidades con mayores dificultades son medicina de familia, pediatría, urología, anestesia y reanimación y radiodiagnóstico. Con este panorama, lamentó que «seamos las comunidades las que tenemos que dar respuesta a la falta de especialistas cuando la planificación de la oferta escapa a nuestras decisiones», como sucede con el número de estudiantes que cada año pueden entrar en Medicina o de plazas MIR. Ante esa situación, propuso, además, otra serie de medidas como que las oposiciones se convoquen al mismo tiempo en todas las comunidades, incrementar la oferta de las plazas MIR o agilizar la acreditación de unidades docentes.

341 jubilaciones por año

El consejero de Sanidad avanzó durante su comparecencia que en los próximos cuatro años alcanzará los 65 años una media de 226 médicos de familia de Atención Primaria, es decir, un siete por ciento de los 2.937 facultativos actuales, mientras que entre los especialistas hospitalarios serán 115, el 2,5% de los 4.597 que conforman la plantilla. Insistió, no obstante, en que las vacantes se cubren casi al cien por cien, si bien en el caso de los médicos de área en Atención Primaria la cobertura es del 97 por ciento.

La respuesta está siendo desde 2016 la generalización de la prolongación de la actividad laboral siempre que es solicitada por el profesional al cumplir los 65 años. Así, entre el 20 y el 26 por ciento de los médicos especialistas que llegan a la jubilación solicita esta medida, mientras que en el caso de los médicos de familia este año ha solicitado la prolongación el 40 por ciento

============C34 Tit LG 32 (119488470)============

Sanidad busca impedir a los MIR ejercer los primeros años en la privada