Trabajadores en la obra del futuro hospital de Toledo este sábado
Trabajadores en la obra del futuro hospital de Toledo este sábado - Ana Pérez Herrera

Integralia reclama a la UTE del hospital un millón de euros y material

La adjudicataria de la obra de estructura metálica es una empresa de Cabañas de la Sagra

ToledoActualizado:

La empresa adjudicataria de la obra de estructura metálica del futuro hospital de Toledo, Integralia, ha denunciado a la UTE (Acciona, ACS-Dragados y OHL) por apropiación indebida de material y reclama una deuda cercana al millón de euros.

El gerente de esta empresa, ubicada en Cabañas de la Sagra, Javier Villar ha explicado a este diario que recibieron antes de Semana Santa y sin previo aviso, un burofax en el que la UTE comunicaba la rescisión del contrato «por bajo rendimiento y falta de personal». No obstante, recuerda que se incorporaron cuatro meses tarde al proyecto, tras renunciar la primera adjudicataria. «Hemos cubierto todas nuestras obligaciones contractuales; es una obra muy compleja y se ha cambiado el diseño cuando se ha reiniciado después de varios años parada», ha matizado Villar.

«Hemos realizado arreglos de la obra anterior, que han supuesto más de 500 actuaciones, muy complejas algunas para lo que hemos necesitado maquinaria específica traída desde Holanda, y aún así hemos respondido y lo hemos hecho bien», ha añadido el gerente de Integralia, que ha mantenido en la obra del futuro hospital de Toledo a 80 de sus 140 trabajadores e incluso a otros subcontratados. A pesar de las dificultades y de los cambios realizados en el proyecto, según Villar, Integralia «ha actuado de buena fe y ahora, una vez hecho lo más complejo, nos echan y contratan a otra empresa que hará el montaje con nuestra materia prima retenida». Además dijo que la UTE no les devuelve los 400.000 euros de aval.

Según recoge la página web, Integralia tenía proyectado fabricar y montar más de 2.500 toneladas de acero en perfiles laminados, 30.000 metros cuadrados de forjado con chapa delicada y más de 5.000 metros cuadrados de tramex. En las instalaciones de Cabañas de la Sagra se han llevado a cabo las labores de ingeniera de taller, fabricación, transporte, y montaje de toda las estructuras y perfiles.

«Me asusta el final de mes, con esta deuda estamos en el aire», confesó el gerente de la empresa Integralia, que el pasado viernes declaró ante la policía judicial.