Toledo - Ciudad

Descubren en Toledo una galería de un gran edificio civil romano de hace 2.000 años

De 30 metros de longitud y cuatro de ancho, podrá ser visitada cuando finalicen las obras a partir de junio. Los restos, datados en el siglo I, se han localizado en el núcleo de la fundación romana en la ciudad en la plaza Amador de los Ríos

Una de las estancias de estos sótanos de Amador de los Ríos
Una de las estancias de estos sótanos de Amador de los Ríos - Ana Pérez Herrera

Los trabajos de rehabilitación de un edificio particular de la plaza de Amador de los Ríos, en el Casco Histórico de la ciudad, han permitido descubrir una galería subterránea de 30 metros de longitud por cuatro de ancho, que formó parte de un gran edificio civil fundacional del Toledo romano, hace 2.000 años.

El hallazgo, a seis metros de profundidad, ha tenido lugar mientras se realizaban unos trabajos para solucionar las pérdidas de agua que dañaban las cimentaciones del inmueble, ha explicado este viernes el arquitecto del proyecto, José Ramón De la Cal. «Toledo tiene un gran tesoro, que va creciendo poco a poco y vamos descubriendo», ha añadido el arquitecto, quien ha recordado el descubrimiento, hace una semana, de una pequeña mezquita del siglo XI en plena judería.

Ya se conocía que en la zona hubo edificios romanos, porque era el núcleo de la fundación romana en Toledo, en el siglo I. De hecho, la galería localizada en el subsuelo de este edificio atraviesa varios inmuebles y está cercana a otros restos romanos hallados en la calle de la Plata, Callejón de Menores, la iglesia de San Vicente, las cuevas de Hércules o las termas romanas situadas a una corta distancia en la misma plaza, ha detallado el arqueólogo Carlos Barrio, codirector del proyecto.

La excavación es bastante compleja, ha reconocido Carlos Barrio, porque a los elementos de origen romano se han ido superponiendo otros medievales, modernos y contemporáneos, aunque el estado de la estructura es perfecta.

La alcaldesa de Toledo y presidenta del Consorcio de la Ciudad de Toledo, Milagros Tolón, ha visitado este viernes los restos arqueológicos y ha señalado que cuando concluya la obra, a principios de junio, se habilitará una entrada para que pueda visitarse la galería, que se incorporará a las rutas del patrimonio desconocido de Toledo organizadas por el Consorcio.

Tolón ha subrayado la «sobresaliente» labor que realiza el Consorcio de Toledo, «no solo ayudando a descubrir y sacar a la luz la historia de la ciudad sino apoyando la rehabilitación de viviendas porque un casco histórico vivo requiere esfuerzos de las administraciones».

Actualmente el Consorcio trabaja en tres puntos clave del recinto histórico de Toledo: en la plaza Amador de los Ríos, en la plaza de Barrio Rey y en el convento de San Clemente.

Toda la actualidad en portada

comentarios