Trabajos en el yacimiento de Castillejo del Bonete
Trabajos en el yacimiento de Castillejo del Bonete - ABC

El equipo de Antropología Forense de Medicina Legal, en el yacimiento de Terrinches

Han visitado el centro ceremonial prehistórico de Castillejo del Bonete y los enterramientos tardorromanos en las termas de La Ontavia

Ciudad RealActualizado:

El equipo de Antropología Forense de la Escuela de Medicina Legal de la Universidad Complutense de Madrid ha visitado el centro ceremonial prehistórico de Castillejo del Bonete (declarado BIC) y los enterramientos tardorromanos encontrados en las termas de La Ontavia, en Terrinches (Ciudad Real).

La visita se enmarca en las actuaciones del Ayuntamiento para remarcar el valor científico de estos yacimientos y su potencial como foco de atracción turística, ha recordado el alcalde, Nicasio Peláez, en una nota de prensa difundida por el Consistorio.

«Con esta visita abrimos la temporada después de que Castillejo del Bonete, cuyos túmulos datan de la Cultura de las Motillas, se haya convertido en yacimiento arqueológico visitable», ha explicado Peláez.

El regidor municipal ha destacado el esfuerzo realizado no sólo en investigación, conservación y puesta en valor, sino también en adecuación de los accesos y gestión de la propiedad, un esfuerzo que ha reconocido la Junta «incorporando este singular enclave a su red regional de yacimientos visitables», ha asegurado.

Por su parte, el director de los estudios arqueológicos, el arqueólogo y antropólogo Luis Benítez de Lugo, ha agradecido el interés mostrado por este equipo de expertos en Antropología Forense, referentes en España y de primer nivel internacional.

«El hecho de que en el estudio de Castillejo del Bonete coincidan la Universidad Complutense de Madrid, la Universidad Autónoma de Madrid y la Universidad Nacional de Educación a Distancia, es un síntoma de la relevancia e interés de este lugar», ha señalado.

La antropóloga forense María Benito ha avanzado que los resultados de la última campaña de excavaciones son sensacionales y considera que son «aptos para lanzar a Castillejo del Bonete a un primer nivel científico internacional».

El Castillejo del Bonete es un santuario solar compuesto por varios túmulos conectados entre sí mediante corredores que fue declarado Bien de Interés Cultural en 2014 y cuenta con financiación a través de la línea de ayudas a proyectos de investigación competitivos de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha.

Todo el complejo monumental fue edificado sobre una cueva natural que consta de varias galerías, y la cueva, que ha permanecido sellada desde la Prehistoria hasta su descubrimiento en 2003, está acondicionada mediante construcciones diversas.

También cuenta con arte rupestre esquemático y ,tanto su interior como los túmulos exteriores, fueron empleados recurrentemente durante más de cinco siglos para enterrar personas, depositar objetos y realizar ritos de comensalidad.

Su origen data de la época del Bronce de La Mancha, la denominación historiográfica genérica de la subdivisión espacial y temporal de la Prehistoria en la península ibérica también conocida como Cultura de las Motillas.

Por su parte, la Ontavia es un yacimiento romano tardoantiguo y medieval excepcional que fue declarado Bien de Interés Patrimonial en 2017 en el que se han localizado y estudiado una serie de estructuras que corresponden con una villa romana, y más concretamente con las estancias de la misma destinadas al baño.

Situada sobre las estructuras amortizadas de las termas se ha hallado también una necrópolis que, a pesar de estar muy expoliada, permitió establecer algunas hipótesis sobre rituales de enterramiento en la época.

La gran singularidad de La Ontavia es que tiene las únicas instalaciones termales romanas descubiertas en la provincia de Ciudad Real, ya que aunque hay grandes yacimientos romanos, en ninguno se conoce esta clase de instalaciones.