Rakiya Eddarhem en su despacho de Rabat
Rakiya Eddarhem en su despacho de Rabat - ABC

La socialista y canaria que dirige la modernización de la economía en Marruecos

Rakiya Eddarhem, de 40 años, es familiar de un multimillonario con residencia en Las Palmas del negocio pesquero e hidrocarburos. La viceministra marroquí apunta que España ya adelanta a Francia como mayor socio comercial de su país

Las Palmas de Gran CanariaActualizado:

Se llama Rakiya Eddarhem y su familia tiene nacionalidad española en vigor. Ella puede disponerla también de forma automática si lo pide. Aunque es un dato ambiguo en su biografía, habría nacido en la capital grancanaria en 1978 antes de trasladarse a El Aaiún.

Ha orientado su actividad a defender la apertura de la economía marroquí y la presencia de las mujeres en el mundo empresarial. Este viernes se ha reunido como colófón de una visita a Canarias con la delegada del Gobierno, Mercedes Roldós.

Precisamente, la economía africana fue el motivo de su presencia esta semana las islas con técnicos y autoridades de nuestro país y subsaharianos. Es la secretaria de Estado de Comercio en Marruecos desde hace un año al igual que su jefe, el ministro de Industria, Moulay Hafid Elalamy. Ambos tomaron posesión en abril de 2017 y son socialistas aunque el segundo llegó al departamento en 2015. «La ciudad de Las Palmas la tengo en el corazón», afirma. Y no es para menos porque la conoce perfectamente.

Raki Derham o Rakiya Eddarhemm, es feminista y futbolera. A sus 40 años, ofreció este viernes un solemne almuerzo en la ciudad de Las Palmas de despedida o de un «hasta pronto» porque ella misma manifiesta que se siente en su casa. Quizás regrese a la capital grancanaria para pedir el apoyo popular en el archipiélago por la candidatura de Marruecos al campeonato del mundo de 2026 de la FIFA.

Ha estado en Canarias a fin de participar en un acto que forma parte de la agenda de los programas Interreg de la UE en las islas. Aboga por el establecimiento de alianzas prácticas de cooperación que generen respuestas a las demandas de empleo de los jóvenes del mercado africano.

El discurso de Raki Derham en Canarias es muy similar al que defendía Ahmed Réda Chami (USFP), ministro de Industria en Marruecos que en 2011-2015 y ahora embajador de Marruecos en la UE, junto al «cerebro» técnico de Ahmed Fassi Fihri, lanzaron un plan internacional de captación de inversiones. Desde 2015, el automovilístico es el primer sector exportador del país, por delante de los fosfatos, que tradicionalmente han representado el principal producto de exportación.

Experiencia

Nacida en 1978, después de la Marcha Verde, formada en Rabat y la Universidad de Westminster, Londres, tiene como primo hermano, que en el mundoal multimillonario del negocio pesquero e hidrocarburos Hassan Derham. De nacionalidad española, su padre también es dirigente de la Unión Socialista de Fuerzas Populares (USFP). Hassan Derham tiene pasaporte español y, entre otras propiedades, vivienda en la capital grancanaria.

Rakiya Eddarhem llegó muy joven a la política y se aleja de cualquier protección famliar para seguir ocupando puestos de responsabilidad. Desde su despacho en el distrito de Chellah, Rabat, canaliza su energía en defender su talento de las mujeres y jóvenes a fin de proyectar un mercado interior dinámico y confiable para los negocios.

Prueba de su experiencia, esta semana pudo evitar en la ciudad de Las Palmas una pregunta del alcalde de Sidi Ifni cuando le pidió, en suelo español, un marco económico y fiscal diferenciado entre «las regiones del sur» y las islas Canarias. Sabía que tocar el tema del Sáhara en Canarias puede ser una descortesía. Máxime cuando era un político de su país el que la lanzaba. Mencionó avances sobre la conexión marítima pendiente de ejecutar entre Tarfaya y Fuerterventura.

Inversión española

Sí entró en materia sobre la estrategia de Marruecos en África occidental. Como viceministra de Comercio Exterior apunta que «el rey Mohamed VI ha hecho muchas reformas como la de la Constitución de 2011 tras la primavera árabe» en sectores estratégicos que permite «estar cada vez más presente dentro de África y creemos en esa unidad del continente».

Destaca que Marruecos ha firmado su integración de acuerdos de libre comercio en África y que Mohamed VI ha realizado 46 visitas en 25 países entre 2012 y 2016. Destaca que «Marruecos es uno de los principales países en cuanto a fosfatos» así como «dentro de este continente hay mucho que hacer con los jóvenes, mujeres y hombres».

A su juicio, «hemos sido de los primeros» en plantear cooperación transversal. Afirmó que España se ha beneficiado de esa agenda. «Tenemos muy buenos intercambios con España, que es nuestro principal socio comercial antes incluso que Francia. Y para Canarias, hay veinte empresas en un amplio abanico de sectores como carreteras, construcción y turismo», indica.

Uno de los objetivos de su departamento es «que los países sigan desarrollándose con empresas cada vez más competitivas». Ha sido vicepresidenta de la Comisión de Asuntos Exteriores Asuntos Islámicos y Residentes Marroquíes en el Exterior (MRE). Desde 2013, es integrante de la dirección socialista en Marruecos.

Automoción: motor de empleo

Ficosa y Gestamp han anunciado la apertura de plantas de producción en Marruecos, mientras que otras dos grandes compañías que ya están presentes, Teknia y Antolín, han estrenado nuevas fábricas. Según la versión más actualizada del directorio recopilado por el ICEX España (Exportación e Inversiones, 16 empresas españolas del sector de la automoción trabajan en Marruecos, a las que se sumará próximamente Gestamp, que prevé poner en marcha su factoría en 2019.

Se trata de una respuesta natural al desarrollo de la industria automovilística marroquí: en 2017, Marruecos fabricó 376.826 vehículos y se colocó como el vigésimo séptimo mayor productor del mundo, según datos de la Organización Internacional de Constructores de Automóviles (OICA).

Hasta ahora, el peso de la producción lo ha llevado Renault con su fábrica ubicada en el puerto de Tanger Med, el mayor de África en tráfico de mercancías, cuya zona franca es el centro neurálgico de la industria automovilística marroquí. Pronto se le unirá el grupo francés PSA (que integra las marcas Peugeot, Citroen, Opel, DS y Vauxhall), que pretende iniciar la producción en serie en su nueva planta de Kenitra (a unos 50 kilómetros al norte de Rabat) a principios de 2019, con vistas a fabricar 90.000 vehículos ese mismo año.